Tiempos de Nigromante


Arturo Rueda
[email protected]
[email protected]


12/10/2011


Lo confesó en Quién: Vázquez Mota sí quiere con Elba Esther


La cuidadosa y diligente operación política de Rafael Moreno Valle para tender un puente de plata entre su mentora Elba Esther Gordillo y Josefina Vázquez Mota resultó todo un éxito. La instalación del Consejo Consultivo de la Educación poblana, primer gesto de acercamiento entre las enemigas acérrimas, fue el escenario correcto para reorganizar el juego sucesorio del 2012. La lideresa vitalicia del SNTE anda en busca de pretendientes para subastarse al mejor postor y no malbaratarse a Enrique Peña Nieto. A su vez, la número uno en las encuestas internas del PAN necesita un golpe de efecto que termine por confirmar su supremacía frente a Ernesto Cordero. El país temblará cuando, desde hoy, circule el número más reciente de la revista Quién y se lea una entrevista en la que Vázquez Mota abre la posibilidad de una alianza entre el PAN y el Panal para disputar juntos la Presidencia.


Algunos fragmentos de la entrevista empezaron a trascender desde ayer, y las afirmaciones de la Vázquez Mota cimbrarán al edificio de Insurgentes Norte pero también a Los Pinos y al presidente Calderón. Y nadie podrá quitarle méritos a Moreno Valle: su puente de plata resultó una genialidad.


De acuerdo con los párrafos trascendidos en el portal de CNN sobre los dichos de Josefina Vázquez Mota: “la exsecretaria de Estado señaló que no considera que ser mujer sea impedimento para gobernar el país pues ‘he llegado hasta aquí con el país que tenemos’, y aprovechó para hacer un guiño a la lideresa del magisterio mexicano, Elba Esther Gordillo, con quien tuvo diferendos hace algunos años”.


“La precandidata dejó abierta la posibilidad de establecer una alianza electoral en 2012 con la dirigente sindical, a quien describió como una mujer ‘que sabe para qué sirve el poder y entiende las reglas del poder’”.


Continua la entrevista de Quién: “cuando Vázquez Mota era titular de Educación, entre diciembre de 2006 y abril de 2009, sostuvo numerosas negociaciones con Gordillo, en los que tuvieron varios desacuerdos respecto a los pasos a seguir en política educativa. ‘(De mi relación con Gordillo) se han dicho muchas cosas, pero tuve con ella un desafío de orden institucional, pero al mismo tiempo reconozco en su persona la voluntad y la audacia de construir junto conmigo en la SEP’”, dijo la aspirante panista al periodista Ignacio Lozano, de la revista Quién en circulación a partir de hoy.


Vázquez Mota negó que ella y Gordillo sean amigas, aunque sostuvo que puede “dialogar con ella sobre temas de educación, del país…”. Gordillo “entiende las reglas del poder”, dijo. “(La decisión de establecer una alianza con ella) es un tema del partido y en todo caso yo quiero hacer una alianza con las maestras y los maestros de México”.


Cuestionada acerca de si buscará aliarse con ella en caso de ser nombrada candidata, respondió: “Hasta hoy no he tomado esa decisión y lo que he decidido es buscar a las maestras y los maestros de México”.


La frase es reveladora: “he decidido buscar a las maestras y maestro de México”. Solamente para llegar a ellos hay un camino, un interlocutor único llamado Elba Esther Gordillo. La declaración de intenciones de la número uno en la interna panista basta para reorganizar el juego político del 2012 y descuadrar el plácido juego que algunos imaginan. Un regreso triunfal a la Presidencia sin que el copete se le despeine a Enrique Peña Nieto.


Hace semanas lo advertimos justo después de la instalación del Consejo Consultivo de la Educación en la que el gobernador Moreno Valle le entregó un reconocimiento a Josefina Vázquez Mota con la venia del yerno de oro, Fernando González: “La guerra y la paz es cuestión de dos. Luego de un sexenio de diferencias insondables, Josefina Vázquez Mota y Elba Esther Gordillo volvieron a converger en un mismo espacio político en la instalación del Consejo Consultivo de la Educación. Y ambas fueron sentadas a la misma mesa por el gobernador Rafael Moreno Valle. No se trata de un accidente político sino de un ejercicio de real politik, pragmatismo puro. Tampoco de una casualidad. A lo largo de seis años se aborrecieron”.


“Y un día, justo cuando las aspiraciones presidenciales de Vázquez Mota se consolidan frente al insípido Cordero, se produce un primer acercamiento para limar las asperezas. La lideresa vitalicia del SNTE mandó a su avanzada: Fernando González, subsecretario de Educación Básica y operador por excelencia. El primer paso está dado, y se trata de un hecho que podría reconfigurar las lógicas electorales del 2012. Que nadie lo olvide: el primer acercamiento entre ambas se dio en Puebla”.

 

¿Vamos bien o nos regresamos?

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas