Tiempos de Nigromante


Arturo Rueda
@Nigromanterueda
[email protected]
[email protected]


25/11/2011


El CRIT, un producto de la Filosofía Televisa


El Chobi Landeros se olvida de la inversión gubernamental



Luego de echar los reflectores sobre Martha Érika Alonso como la auténtica responsable de coordinar los esfuerzos gubernamentales y de la Fundación Teletón para traer el CRIT a Puebla, Felipe Calderón se montó a la ola del discurso del amor que pregona su archienemigo López Obrador. Lejos de ver a un Presidente abatido por la tragedia o abandonado a un amargo final de sexenio, trajo a los poblanos el ánimo no visto en sus giras anteriores. Una y otra y otra vez felicitó al “El Chobi” Landeros, presidente de la Fundación, pero en su largo discurso evitó hacer referencia a Televisa o su supremo mandamás Emilio Azcárraga Jean, que tampoco hizo acto de presencia.

 

En materia de espectáculo, la Filosofía Televisa se vio deslavada: ningún actor o cantante de nivel acompañó la inauguración del Centro y puras figuras del pasado "engalanaron", como Rogelio Guerra, María Victoria, Jacqueline Andere y María Sorté. En sustitución de Lucero, la madrina oficial de los centros de rehabilitación, Daniela Romo, interpretó un popurrí de canciones del pleistoceno que provocaron un aburrimiento generalizado.

 

Si el espectáculo fue pobre, el imperio de la Filosofía Televisa fue absoluto: el CRIT es un logro de millones de mexicanos que aportan sus pesos, más la contribución de empresarios filántropos que integran el grupo de patrocinadores repetidos una y otra vez por Alan Tacher como un comercial interminable. Tan interminable como la versión infantil del éxito del grupo Fobia “Me siento vivo”, que desde la 11 de la mañana sonó en la megafonía como el jingle oficial de la inauguración del Centro CRIT número 18.

 

Pese a tratarse de uno de los eventos de mayor lucimiento para el gobernador Moreno Valle previo a su primer informe de gobierno, su equipo de Relaciones Pública estuvo a punto de echarlo todo por la borda. Incomprensiblemente citaron a los invitados a llegar al centro a partir de las 11 de la mañana cuando desde el principio estuvo previsto que el Presidente arribaría al lugar luego de la comida en Casa Puebla. Una comida cancelada sin que las Rp´s del gobernador avisaran a muchos de los invitados que ingenuamente llegaron a la Residencia de Los Fuertes para ser enviados luego al Camino Real de La Vista. Y una vez ahí, negarles la entrada porque el convite se había reducido únicamente a Moreno Valle, Calderón y los miembros de la Fundación Teletón.

 

Moreno Valle no se dejó arrastrar por la Filosofía Televisa, pues en su participación detalló el proceso para obtener el Centro CRIT pese a tratarse de un gobierno electo, para lo que se tuvo que conseguir un terreno y pactar con las fuerzas políticas el decreto de más de 200 millones de pesos que asegura el mantenimiento de la rehabilitación para más de 3 mil niños poblanos. Y además, una aportación de 100 millones para el edificio estrenado ayer y que fue diseñado por el prestigiado Sordo Madaleno.

 

*****

 

Felipe Calderón sorprendió a propios y extraños al subirse al discurso del AMLOve, que pregona el candidato izquierdista a la Presidencia. Al ritmo de “All you need is love”, destacó que el trabajo de “El Chobi” Landeros desde hace más de una década es puro producto del amor que es lo que más necesita el país. La vena emotiva presidencial saltó cuando afirmó que frente a tanta gente que hace mal a México, Landeros es uno que hace puro bien. El presidente no hizo ninguna referencia a Televisa y tampoco a Emilio Azcárraga Jean.

 

De tan buen humor estaba el Presidente que por unos minutos suplió a Alan Tacher como conductor del evento al entrevistar a una familia popoloca cuyo padre fue uno de los albañiles que construyó el CRIT y que su hija será la primera en recibir atención. El Presidente continuó con su discurso del amor por aquí y por allá.

 

En la misma línea, ideólogo de la Filosofía Televisa, “El Chobi” Landeros guió la primera visita al Centro explicando las áreas de terapia al Presidente Calderón, a Moreno Valle y su esposa, así como al resto de los integrantes del Patronato de la Fundación que previamente habían comido en el Camino Real de La Vista.

 

Landeros tuvo tímidos agradecimientos a edil de San Andrés por la donación de un terreno y la exención de impuestos. Igual de tímidos para el gobernador Moreno Valle. Y es que según la Filosofía Televisa, los Centros CRIT son resultado de la generación espontánea, o mejor dicho, de la generosidad anónima de miles de mexicanos anónimos, y la generosidad publicitaria de varios patrocinadores repetidos hasta el cansancio.

 

El gobernador Moreno Valle subió a defender la inversión gubernamental en el CRIT y el proceso de negociación con Fundación Teletón desde el 26 de agosto de 2010 cuando apenas era mandatario electo. Detalló que originalmente el CRIT de Puebla se construiría en 2012, pero gracias al impulso de su esposa se concretó para el primer año de la administración.

 

Un CRIT en tiempo récord con una inversión gubernamental que no debe olvidarse. La donación de un terreno de 6 hectáreas. La exención de impuestos municipales por el alcalde Huepa. La aprobación de un decreto por más de 200 millones para asegurar el mantenimiento del centro por la próxima década. Y un impulso de 100 millones para la construcción. Nada de mexicanos anónimos.

 

Pero la filosofía Televisa no puede operar sin la sensiblería de la empresa de Azcárraga. El colofón discursivo de “El Chobi” Landeros, lejos de emocional fue cursi: los ángeles de Puebla tiene un hogar para reparar sus alas y volver a volar. Ni la Rosa de Guadalupe podría ser tan ktish. Al fin y al cabo, todo CRIT es producto de la Filosofía Televisa: sensiblera y manipuladora.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas