Tiempos de Nigromante


Arturo Rueda


Crisis en el sector turismo


La macro crisis financiera mundial, han previsto los analistas, golpeará en todo el muando al sector turístico. Pero además de las variables externas, la estructura gubernamental acará de alejar a los pocos turistas que vienen a Puebla. Un informante de plena confianza nos cuenta desde dentro. “El sector turismo en Puebla lo encabeza Juan José Bretón Ávalos, hotelero y quien por su trato déspota y los nombramientos hechos en su dependencia al inicio de su gestión dio mucho de que hablar, como Rodolfo Garcés Cozár, director Administrativo, compadre y amigo intimo del Sr. Bretón; como asesores (figura que el mismo gobernador sugirió y pidió a sus colaboradores desaparecieran de sus nominas) y algunos asesores, amigos de él por supuesto para compartirles un poco del erario público, José Gustavo Rosales Bretón (primo consentido e inseparable hermano), José Yitani Maccise (a veces amigo, a veces rival según como amanezca el clima) y Gustavo Ponce de León, amigo intimo desde que eran unos chiquillos. Sin olvidarme del Secretario Particular, claro está, quien lo puede pasar por desapercibido, con esa arrogancia y prepotencia con la que se comporta y hace quedar siempre mal parado a su Jefe.

 

“Pues bien, ya armada así la Sectur, empecemos a ver los movimientos que se dieron para poder tener el control de todo para el Secretario de Turismo:

 

“La Oficinas de Congresos y Visitantes nacen como una necesidad de atender, apoyar, brindar asesoría, atención a visitantes y generar una mayor afluencia hacia los destinos, buscando la realización de eventos, congresos, convenciones, exposiciones, viajes de incentivos, entre otras más en beneficio de la actividad turística de las grandes ciudades, refiriéndome en los Estados Unidos como New York, Chicago, Detroit, etc.

 

“Bueno pues como los Poblanos nos la pintamos y nos la pintamos muy bonita, ese avance que a los EU, en Europa y las mismas grandes ciudades de nuestra República les costó 30 años traslaparse de una oficina a otra, aquí en cuestión de 2 años, inicia como OCV, pasa a OCC y de acuerdo a ningún estudio ni minucioso, ni mucho menos detallado, se le llama Buró de Convenciones (porque dicho nombre da caché, ¿no?, y nosotros siempre tenemos que estar a la moda, aunque no se conozca el significado, pero hay que estar al último grito de la moda).

 

“Lo más grave de la situación no es esta, que ya es bastante difícil entender. Lo mejor está en su conformación, resulta que un buen día se reúnen un grupo de amigos y deciden darle vida a un organismo que sirva para promover los hoteles y generar mayor afluencia hacia la ciudad de Puebla de los Ángeles, como hacer para que sin tener que aportar recurso económico, porque hasta para eso, quiero que estén llenos mis establecimientos de hospedaje, pero no quiero invertir, para eso está el Gobierno y que me den dinero para tener llenos mis servicios turísticos, (cosa insólita y que también únicamente nada más se da en Puebla) en los diferentes estados de la República, los empresarios aportan una cantidad, crean un fondo, además del 2% del Impuesto Sobre el Hospedaje ISH, que se utiliza para la promoción del destino y se apuesta a través de las OCV´s a otorgar algunos apoyos y facilidades para desarrollar Congresos, Convenciones, Expos y Viajes de Incentivos en el mismo.
    
“Ese grupo de Amigos, que formaron una Asociación Civil para poder recibir recursos de la Secretaría de Finanzas a través de la Secretaría de Turismo, del 2% del ISH y otra parte del 2% del Impuesto Sobre la Nomina ISN fueron ni más ni menos que: José Gustavo Rosales Bretón (Hotelero, dueño del Hotel Gilfer), Aarón Ochoa Rodríguez (dueño del Hotel Hostal del Arcángel) Manuel Domínguez Gabián (empresario Motelero) Leobardo Espinoza jr (emprendedor en el sector y títere de los arriba mencionados) Elizabeth Oropeza  (gerente general del Hotel Holiday Inn La Noria ) y por último Rafael Quiroz Reygadas (ex director de la OCC de Puebla, Coordinador General de los Hoteles de Cadena “Grupo Destino Puebla” y actual Gerente General de la empresa Turismo y Convenciones sucursal Puebla, de las cuales siempre se ha visto generar beneficios económicos para él y su esposa dueña de la Empresa Grupos y Convenciones)

 

“El Presidente del Buró de Convenciones es ni más ni menos que José Rosales Bretón, (alguna coincidencia, ¿será para poder tener control el titular de la Sectur ?) como director del mismo organismo tienen a Nelson Pardo Martínez, quien si le seguimos un poco la pista, se ostenta como ser Licenciado, todos le llaman señor, porque el titulo que usurpa diciéndose ser licenciado todos sabemos que apenas y termino los estudios de preparatoria y esto debido a que en el sexenio de Melquíades Morales Flores, para ocupar el cargo de Subsecretario se acerco y solicitói a la UNIDES (universidad del desarrollo del estado de puebla) un aval, mejor dicho una balona para poder conseguir su titulo de preparatoria. Y luego otra petición para que le pudieran elaborar una constancia de que se encontraba terminando sus estudios de una carrera profesional.

 

“¿Qué carrera? Depende con quien se encuentre, si esta en el medio del Turismo, se dice Lic en Turismo, desarrollador de grandes megaproyectos en su paso por Fonatur, (algún sueño o deseo frustrado)  como Acapulco, Cancún, Los Cabos, entre otros. En la radio se dice Lic en Comunicaciones, en la calle Lic. en economía, en el centro de la ciudad antropólogo e historiador, y así sucesivamente, también es dependiendo el clima, estado de ánimo del señor o como se encuentre la Bolsa de Valores de Nueva York.

 

“Después de que salió de la Sectur , dijo ser comunicador y se coló al Sicom (sistema de comunicación del estado) sin pena ni gloria su paso por este organismo, locutor de radio en la señal de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, y ahora me dicen que esta como responsable del área de mercadotecnia de nuestro excelentísimo Centro de Convenciones, que se ha quedado rezagado y en total abandono, sin un plan de mercadeo y la baja ocupación de eventos debido a la rotación de personal en esta área que con desatinos su titular no ha podido dar en el clavo con la persona adecuada, eso sin contar que el Señor Pardo tiene una caducidad en los empleos que van desde 6 meses a un año y medio, veremos cuanto y hasta cuando lo conservarán en el recinto.

 

“Así mismo no queriendo la cosa, pues para entrar a trabajar a la Oficina de Convenciones de Puebla, hay que tener una buena carta, no un buen currículo, sino una carta de peso, si eres recomendado de algún personaje importante del Gobierno Federal, Estatal o Municipal, Empresario prominente o acreedor de algún pago por favor político, en nuestros días ya no es importante o relevante los conocimientos, experiencia, capacidad, preparación, no eso no es relevante. Así se tienen recomendados de toda índole desde un Secretario de Estado, que apoya a su hijo, un General de la Zona Militar Federal, un Empresario Poblano que le hace frente a dos de sus sobrinas, de Casa Aguayo también apoyan a otro de los miembros del Buró, y por último el mismísimo Lic. Madrazo Pintado, desde su trinchera en el DF tiene a una sobrinita desamparada que necesitaba trabajar y ¿porque no?

 

“Se aproxima la apertura de un nuevo Recinto Expositor y de congresos, estaremos preparados para eso, sabemos la magnitud todos los que formamos parte de la Industria sin chimeneas de lo que eso representa para el estado, se pretenden aperturar más hoteles en el destino ¿Podremos tenerlos llenos cuando ninguna convención o congreso la Oficina dedicada a promover este segmento está en manos de quien está? ¿Era necesario en Puebla otro recinto, analicemos la ocupación de los recintos con los que Puebla cuenta hasta la fecha? La respuesta muy probable y muy cierta es…NO”.

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas