Tiempos de Nigromante


Arturo Rueda

29/10/2009

La sucesión rota


Nadie en su sano juicio imagina que en el PRI pueda construirse una candidatura de unidad luego de la guerra de encuestas espejo. El choque de trenes llegó con la presentación del sondeo de María de las Heras que, según fuentes privilegiadas, recibió presiones de todo tipo para alterar sus resultados a lo largo de la semana. No hay forma de unir los pedazos rotos: si Demotecnia refleja el empate técnico referido por el BEAP y Más Data, el proyecto transexenal de Marín amenaza con irse a pique y la reacción del régimen será brutal. Y si De las Heras se arregla a la teoría del Zavala inalcanzable –al estilo Consulta Mitofsky- Enrique Doger esgrimirá los resultados de las encuestas espejo. Y mientras la polarización entre el delfín  y el rebelde crece, Blanca Alcalá espera en el Palacio de Ayuntamiento una llamada que la regrese del ostracismo y le dé, quizá, la candidatura de rebote. Al igual que le ocurrió en el 2007.


La ecuación marinista no tiene muchas soluciones debido a la suma de errores tácticos. Si Blanca Alcalá desaparece de los sondeos, el peor enemigo del gobernador se convierte en el beneficiario de la ausencia de la alcaldesa: alcanza a lo más el empate técnico, y a lo menos, el segundo lugar muy cerca del puntero. Y si la presidente municipal regresa del ostracismo a los sondeos, la cosa es peor porque la negociación debe darse entre tres. Y con tres, es más que segura la apertura de la consulta a la base a la que también llegará Chucho Morales, despreciado por la demoscopia pero poderoso en la movilización.


Y el peor error estratégico es que Zavala navega solo en el cónclave de aspirantes. En su afán de imponer a su delfín, el gobernador impidió que un marinista aliado potencial pudiera sentarse a la misma mesa. Aunque sea ayudarlo con un comparsa. Y Armenta, exhibido luego del affaire Alcalá, guarda prudencia y ya no defiende al delfín. Por lo menos en público.


El marinismo-zavalismo pierde en cualquiera de las opciones. Con Doger y sin Alcalá. Con Doger, Alcalá, más Chucho Morales. En la guerra de encuestas y en la costosísima consulta a la base. En la presunta unidad y en la confirmada ruptura.


El problema ya no es de encuestas o metodología, sino político, pues cualquier resultado que ofrezca Demotecnia generará fractura al interior del tricolor. A menos de dos meses de que se unja al candidato priísta, el proyecto transexenal corre contra reloj. Obstinarse es perder. Y abandonar también. Al gobernador Marín se le acaban las opciones, pero lo peor en lo que puede pensar es un manotazo autoritario: destapar un buen día a Zavala sin el consenso de los demás aspirantes. Una receta atractiva, pero dinamita pura.


Por último, para velar armas, dejo a los lectores un resumen gráfico de las cuatro encuestas publicadas que dinamitaron la sucesión. Por orden de aparición: CISO, Más Data, BEAP y Consulta Mitofsky. Que cada quien saque sus números.

 

 

CISO

MAS DATA

BEAP

MITOFSKY

Levantamiento:

28-31 Ago

9-12 Oct

15-20 Oct

17-20 Oct

Muestra:

2400

2210

2206

2000

Margen de error:

±2.0

±2.1

±2.3

±2.2

Confianza:

95%

95%

97%

95%

 

Sí le conoce

 

 

 

 

 

 

CISO

MAS DATA

BEAP

MITOFSKY

MEDIA

Javier López Zavala

65

63

58

55

60

Rafael Moreno Valle

61

67

66

51

61

Enrique Doger

54

61

62

41

55

 

Voto efectivo Intención de voto (Proporción de la muestra)

 

 

 

CISO

MAS DATA

BEAP

MITOFSKY

MEDIA

Javier López Zavala

40

22

24

31

29

Rafael Moreno Valle

37

 

25

25

29

Enrique Doger

30

25

24

17

24

 

*** Pepe Zenteno corrige la metodología de Tiempos de Nigromante. “Los felicito por el argumento. Aunque es magnífico desde el punto de vista periodístico, no lo es (del todo) desde el técnico. El problema estriba en que cuantifican dos veces a los priístas, y así acercan a Doger más de lo que el procedimiento lo permite. Aunque su enfoque busca corregir el sesgo partidista no tiene efecto en el sesgo territorial de la muestra de Mitofsky. ¿Por qué? Porque los "independientes" en las zonas altamente priístas -que también son "zavalistas"- tenderán a preferir a más a Zavala de lo que el promedio estatal de independientes está dispuesto a preferirlo, ergo, los priistas en estas mismas zonas tienden a rechazar más a Doger que el promedio de priistas del estado. Te anexo un archivo de excel con un procedimiento para corregir el sesgo partidista, lamentablemente Mitofsky no proporciona información para corregir el sesgo muestral ¿Por qué será?


“Lo grave del asunto no es que Mitofsky haga muestras a modo de sus clientes, ya sabemos que lo hace y por ese motivo no juega oficialmente en el proceso. Lo grave es que la muestra de DEMOTECNIA tenga las mismas características que la de Mitofsky. Por el bien de la industria de las encuestas y por la dignidad de nuestro estado, los encuestadores debemos abstenernos de hacer política. Desde mi punto de vista, si DEMOTECNIA hace un trabajo profesional, esa empresa estará contratada por el gobierno del estado independientemente de quien sea el gobernador.

 

“Ayer se puso a trabajar la gente del Departamento de Muestreo de Más Data. Te mandamos una hojita con nuestras conclusiones del por qué la técnica de muestreo de Mitofsky no es adecuada ni confiable. Además, te expresamos nuestras dudas sobre el criterio que utiliza la gente de Roy Campos para elegir entre uno y otro método de muestreo según el cliente y el proceso político del que se trate. Saludos. José Zenteno”

 



 
 

 

 
Todos los Columnistas