Wednesday, 21 de October de 2020

Lunes, 31 Octubre 2016 02:42

Menor muerto no era albañil, sino chofer del huachicol (FOTOS)

El caos vial de más de siete horas que se registró el pasado viernes con el cierre de la Autopista Puebla-Orizaba y federal Puebla-Tehuacán, fue desencadenado por la muerte del menor Luis Ángel León Cid, quien pertenecía a la banda “Los Aarones” en la región de Acajete y se dedicaba a transportar el combustible robado.

  • Staff / Diario CAMBIO


El caos vial de más de siete horas que se registró el viernes 28 de octubre con el cierre de la Autopista Puebla-Orizaba y la carretera federal Puebla-Tehuacán, afectando a miles de usuarios de ambas vías, fue desencadenado por la muerte del menor Luis Ángel León Cid, quien fue alcanzado por una bala la noche del jueves pasado, en una reyerta entre huachicoleros de la zona de Acajete y policías estatales, tras asegurar tres camionetas cargadas de hidrocarburo sustraído ilegalmente en la zona.


Ayer durante su sepelio, familiares de Luis Ángel aseguraban que el muchacho era de oficio albañil, no obstante, reportes de inteligencia obtenidos por CAMBIO señalan que formaba parte de la banda de “Los Aarones”, al igual que sus familiares, Andrés León Varela y Altagracia Cid Valdez sus padres, así como sus tíos Aarón y Guadalupe Cid Valdez, quienes la encabezaban.


Los pobladores de la zona de Acajete que presuntamente salieron a protestar y exigir justicia aseguraban que los policías estatales mataron al joven quien nada tenía que ver con el operativo, sin embargo, reportes de inteligencia apuntan a que su labor era transportar el hidrocarburo para la banda de “Los Aarones”.


Alrededor de 50 sujetos, en su mayoría integrantes de las bandas de chupaductos de la zona, cubiertos del rostro con máscaras y otros con tela o pañuelos, cerraron primero la carretera federal y posteriormente la autopista el pasado viernes. En ambos lugares, prendieron fuego a llantas y trafitambos que se encontraban en la zona.


La función del menor en la banda de “Los Aarones” era conducir las camionetas en las que se transportaba el hidrocarburo robado de los ductos y de acuerdo con testimonios recogidos en la zona, se trataba de un joven agresivo y violento. “Generalmente conducía a exceso de velocidad, cometía faltas a la moral y era adicto al cristal”, señala el reporte.


Chupaductos encabezaron la protesta exigiendo “justicia”


El reporte en poder de CAMBIO da cuenta también que fueron integrantes de varias bandas y uno de los líderes de los huachicoleros que operan en el Triángulo Rojo quienes encabezaron los cierres de la autopista y la carretera federal, entre las que destacan la de “Los Aarones, “Los Cabezas”, “Los Moustros” y “Los Cuicuixtes”, entre otros.


El parte de inteligencia concluye que en la junta auxiliar de la Magdalena Tetela hay 14 bandas de “Huachicoleros” quienes se dividieron el territorio para evitar conflictos entre grupos y ante cualquier circunstancia de riesgo se unen para defenderse.


Las autoridades destacan en los cierres de las carreteras la presencia de Simón Solís Matamoros, “El Saimon”, líder de “Los Cabezas” y a varios de los integrantes de dicha banda.


En el cierre de la federal Puebla-Tehuacán incluso identificaron cuatro vehículos propiedad de Solís Matamoros: una camioneta Explorer color blanco, un automóvil deportivo BMW color gris, una Silverado blanca y una camioneta Ford color rojo, que según el reporte, “El Saimon” gusta presumir a través de sus redes sociales.


El menor muerto no era albañil


El pasado jueves aproximadamente 10:30 de la noche, elementos de la Grupo de Operaciones Especiales (GOES), aseguró tres camionetas con reportes de robo y que tenían contenedores usados para el trasporte de combustible en la junta auxiliar Magdalena Tetela.


Un grupo de personas intentó evitar que se llevaran las camionetas lo que produjo disturbios y enfrentamiento entre autoridades y chupaductos, una patrulla fue destrozada e incendiada por éstos.


En el intercambio de disparos fue lesionado en el abdomen Luis Ángel, por lo que en un vehículo particular lo trasladaron al Hospital General de Tepeaca, donde se reportó su deceso alrededor de las 01:30 de la mañana del viernes.


Ante la inconformidad de los familiares por no tener de inmediato el cadáver del menor de edad, pidieron el apoyo de otras bandas y cruzaron vehículos, incendiaron llantas y bloquearon en su totalidad la carretera Federal Puebla-Tehuacán a la altura de San Jerónimo Ocotitlán, donde exigían presencia de representantes del gobierno del estado.


Al ser ignorados minutos más tarde, hombres encapuchados de las bandas de “Los Cornelios” y “Los Cabezas” bloquearon por más de siete horas la autopista Puebla- Orizaba, donde miles de personas se vieron afectadas y algunos automovilistas que pasaban a vuelta de rueda debieron pagar una cuota que iba desde los 50 a los 500 pesos.