Saturday, 31 de October de 2020

Jueves, 10 Noviembre 2016 03:16

Ejecutan a dos hermanos en Venustiano Carranza, se llevan su auto deportivo

Con este homicidio acaban con la familia Hernández Martínez. La familia de los jóvenes tiene antecedentes de violencia, luego que en 2008 el padre de ambos también fue ejecutado, lo mismo que su tío, mientras que la madre de los finados fue detenida por ordenar la muerte de su cuñado.

  • Alberto Melchor / @AlbertoMelchorM


La familia ganadera Hernández Martínez, originaria de Xicotepec de Juárez, ha llegado a su fin luego que sus últimos integrantes, los hermanos Alejandro y Marcos, fueran asesinados por sujetos armados mientras se encontraban en una fonda de la localidad Agua Fría en el municipio Venustiano Carranza.


El padre de los finados, Alejandro Hernández Amador, fue ejecutado en enero del 2007 en La Ceiba al parecer en un ajuste de cuentas, mientras que su madre Martha Lorena Martínez fue detenida en julio pasado acusada de pagar 120 mil pesos a dos sujetos para asesinar a su cuñado, Marco Antonio Hernández Amador.


Asesinos se llevan el deportivo de los jóvenes


De acuerdo con los hechos ocurridos la tarde del martes, Alejandro de 19 años y su hermano Marcos de 18 arribaron a una fonda ubicada en el centro de la cabecera municipal Agua Fría, donde estacionaron su automóvil Chevrolet Camaro último modelo.


Mientras se encontraban en el estacionamiento, un grupo de sujetos arribó y abrió fuego contra los jóvenes que estaban acompañados por la señora Paz, quien es la dueña de la fonda, así como de otras personas, quienes resultaron ilesas.


Alejandro recibió dos disparos por arma de fuego que le arrebataron la vida al instante, mientras que su hermano recibió un impacto que lo dejó lesionado, por lo que fue trasladado por paramédicos hasta el CESA de Villa Lázaro Cárdenas, donde al filo de las 22 horas se decretó su muerte.


Los testigos agregaron que los sicarios abordaron el automóvil deportivo y huyeron del lugar, sin que hasta el momento hayan sido ubicados.


Su padre es ejecutado en 2007 de 15 disparos


En enero del 2007, el padre de los jóvenes Alejandro Hernández Amador fue ejecutado por dos sujetos en el municipio Villa Ávila Camacho (La Ceiba), los cuales se posicionaron frente a él y les dispararon en al menos 15 ocasiones, calificándose este crimen como un ajuste de cuentas, ya que presuntamente el hombre dedicado a la ganadería, estaba inmiscuido en negocios ilícitos.


Dos años después, su tío Marco Antonio Hernández Amador fue asesinado de forma similar y fue abandonado al interior de su automóvil. Posteriormente, se estableció que su cuñada y madre de los jóvenes asesinados este martes fue quien pagó para que lo ultimaran dado que en ese entonces se disputaban un terreno familiar.