Saturday, 28 de November de 2020

Miércoles, 30 Noviembre 2016 02:12

Portación de arma para ciudadanos provocaría más violencia en Puebla

En países donde está permitido su uso, hay más muertes por accidentes de arma de fuego. La académica Aguilar Oropeza aseguró que no existen garantías de que los ciudadanos puedan hacer uso de las armas exclusivamente para defensa propia, por lo que permitir su posesión promovería la idea de combatir ‘la violencia con más violencia’

  • Alberto Melchor / @AlbertoMelchorM


La académica del Tecnológico de Monterrey campus Puebla, Catalina Aguilar Oropeza consideró inviable la propuesta del diputado priista, Rosalío Zanatta Vidaurri para permitir que los ciudadanos puedan portar armas para su defensa personal ante la delincuencia, argumentando que este tipo de legislaciones generaría más violencia.


Tras participar en un evento sobre la violencia contra las mujeres, la académica Aguilar Oropeza aseguró que no sólo en Puebla sino a nivel nacional, no existen garantías de que los ciudadanos puedan hacer uso de las armas exclusivamente en defensa propia, por lo que permitir su posesión promovería la idea de combatir ‘la violencia con más violencia’.


“Tenemos que pensar en otras alternativas para combatir la violencia, el que una persona tenga un arma de fuego creo que es peligroso para todos porque con qué entrenamiento, juicio o código de ética y valores alguien podría tener permiso de poseer un arma”, señaló la investigadora.


Agregó que estudios sobre la mortalidad en países donde se tiene permitido tener armas en hogares y comercios para defensa propia, demuestran que hay más y que es en estos lugares donde más personas mueren por accidentes derivados de la falta de pericia y capacitación para operar una pistola.


“Es una pena, hay estudios donde se indica que en los países donde se autorizan las armas, el mayor número de muertes es por accidentes con armas de fuego, entonces está demostrado que incluso hay legislaciones en el mundo que ya van de regreso para revertir el uso de armas”, consideró.


No se debe permitir los linchamientos


En el mismo orden señaló que los linchamientos son una medida criticable ya que viola los derechos de las personas, así sean delincuentes, además que estas acciones obedecen a criterios personales y no a la justica que puede ser impartida desde un tribunal.


“Si la comunidad tiene la habilidad y la organización para detener a una persona a la que están acusando y retenerla hasta que llegue la policía, está bien, siempre y cuando respeten los derechos de las personas”, expuso.