Sunday, 24 de October de 2021

Viernes, 09 Diciembre 2016 02:59

Por daño ecológico, Profepa ratifica clausura a proveedora de AUDI

La empresa no cuenta con estudio de Impacto Ambiental de la Semarnat. La empresa Productos Agrícolas, Ganaderos e Industriales de Ojo de Agua utilizó material pétreo para nivelar 14 hectáreas donde se construyó la armadora de Audi, pero bloqueó el flujo del manantial Ojo de Agua.

  • Karina Fernández / @FdezKarina


La construcción de Audi en San José Chiapa afectó al medio ambiente, ya que la explotación de materiales pétreos por la empresa Productos Agrícolas, Ganaderos e Industriales de Ojo de Agua para nivelar la superficie donde fue ubicada la automotriz, perjudicó el flujo de agua en el manantial denominado “Ojo de Agua”.


Así lo informó la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) a través de un comunicado de prensa, en el que dio a conocer la ratificación de la clausura del banco de materiales tras constatar que no cuenta con la autorización de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) para la explotación de dichos materiales, pues no ha planteado un estudio de impacto ambiental.


La dependencia federal precisó que durante la revisión, el personal observó un grave deterioro en el sitio por socavones a lo largo de 14 hectáreas de más de 15 metros de profundidad que fueron ocasionados los trabajadores de la empresa durante el inicio de los trabajos para la construcción de la armadora alemana, pues fue el que se encargó de  abastecer y aplanar el espacio.


Cabe recordar que desde 2013, inspectores de la  delegación de la Profepa en Puebla realizaron una visita de inspección a dicha compañía y comprobaron que el banco de materiales pétreos fue empleado para extraer material de relleno para la construcción y nivelación de la plataforma y naves de la empresa automotriz por lo que en 2014 se dio una primera clausura.


Y ante una denuncia ciudadana de graves afectaciones ambientales, personal de la secretaría nuevamente realizó un recorrido a finales de noviembre y encontró que los huecos afectan el flujo de agua que surte el manantial “Ojo de Agua”.


 


“Cabe señalar que éstas irregularidades se originaron con la construcción de la planta de autos Audi, debido a la irresponsabilidad de la empresa proveedora de los materiales pétreos, lo que ha dañado considerablemente el ecosistema del sitio”, se lee en uno de los párrafos del comunicado.