Jueves, 25 de Abril del 2019

Interpol a la captura de Jonathan Fabbro por abuso sexual a menor

Interpol a la captura de Jonathan Fabbro por abuso sexual a menor
Lunes, 04 Diciembre 2017 09:18
Staff / Diario CAMBIO

El jefe de la Interpol en Paraguay indicó que en caso de que Fabbro sea detenido en Paraguay, la justicia deberá acceder al pedido del país vecino. 



La Justicia Argentina solicitó a la Interpol la captura internacional del futbolista Jonathan Fabbro, acusado de abusar sexualmente de una menor de edad de su entorno familiar.


Así confirmó esta mañana el Comisario Luis Arias, jefe de la Interpol Paraguay, en contacto con la 970 AM.


El alto jefe policial indicó que en caso de que Fabbro sea detenido en Paraguay, nuestra justicia deberá acceder al pedido del país vecino. No obstante, resaltó que lo más prudente sería que se entregue y aclare la situación.


“Si Jonathan Fabbro llega a nuestro país, debe ser detenido y se realizará el trámite de extradición a la Argentina”, explicó.


El argentino naturalizado paraguayo está acusado de abusar de una niña de 11 años de edad de su propia familia, “un delito calificado como abuso reiterado y agravado por vínculo en concurso ideal con corrupción de menores, penado con hasta 20 años de cárcel en la Argentina”, según informó Infobae.


El medio argentino en cuestión mencionó que el Juzgado de Instrucción N°32, envió al Departamento Interpol de la Policía Federal la orden expresa de arrestar nacional e internacionalmente al futbolista, pareja de la modelo Larissa Riquelme, ex River y Boca, ex jugador de la Selección paraguaya y hoy en el plantel del Lobos BUAP de Puebla, México para que sea indagado tras su extradición a la Argentina.


En abril de este año, la madre de la víctima denunció formalmente que -según declaraciones de la menor- Fabbro le habría forzado a practicarle sexo oral para eyacularle en la boca, tocándoles los pechos, en el auto del futbolista o en la casa de la abuela de la niña.


“Yo me dejé, le dije a todo que sí, cuando me besa, como si fuera mi novio, porque tenía miedo a que me hagan algo pasaron esas cosas. La última vez me tocó las tetas y le dije que no se pase. Me daba semen y lo escupía, me daba besos y me tocaba la vagina”, aseveró la joven, en boca de su propia madre, siempre según Infobae. Los ataques habrían comenzado cuando la niña tenía tan solo 6 años.


Con información de La Nación.