Sábado, 18 de Mayo del 2024
Martes, 17 Enero 2017 02:21

Moreno Valle: el gobernador tiene futuro

Moreno Valle: el gobernador tiene futuro Escrito Por :   Javier Arellano Ramírez

El sexenio ha concluido. Los análisis son tan diversos y variados como las acciones del mismo mandatario.


Sin duda, es difícil hacer una evaluación realista y centrada del gobierno de Rafael Moreno Valle. Y en este tema la misma prensa poblana no abona, no aporta para realizar un análisis equilibrado. Aquí lo hemos sostenido; existe tanto un frente Rafafílico como otro Rafafóbico.

 

El extremo es cuando las plumas se convierten en monotemáticas.

 

Algunos espacios son de diaria y permanente adulación, halago y alabanza. Pero en la esquina de enfrente las críticas, descalificaciones e incluso los insultos fueron la constante monotemática del sexenio. A estas lecturas queda un gobernador en blanco o negro; ángel o demonio; innovador o destructor, visionario o tirano. Y la realidad de ninguna manera será así.

 

Lo cierto es que el gobierno de Moreno Valle pasará a la historia por la enorme, descomunal e inédita obra pública realizada en todos los rincones del estado. Es inexacto que ésta se haya centrado en Puebla capital. Sólo basta recorrer municipios de la Mixteca o Sierra Negra para testimoniar los Centros Integrales de Servicios (CIS), los Centros de Salud, entre otras obras que se realizaron en municipios completamente alejados.

 

La infraestructura es el pilar del morenovallismo, la gran tarjeta de presentación del sexenio. Desde el Museo Barroco hasta el CIS de Ajalpan ahí está una obra pública, ni más ni menos que descomunal y gigantesca. Ni sumando la obra de los gobiernos de Manuel Bartlett, Melquiades Morales y Mario Marín alcanzan la obra levantada en este sexenio.

 

Sin embargo también debe verse el otro lado de la moneda. En esta Cúpula como en ningún otro espacio abundamos en su momento y en su oportunidad sobre el grave peligro, el delicado tema que representó traer a Puebla a Facundo Rosas Rosas.

 

Aquí en este espacio lo señalamos en su debido momento. Facundo es un policía delincuente, miembro de la cofradía de operadores de Genaro García Luna, los mismos funcionarios genocidas que operaron la guerra desatada por Felipe Calderón.

 

Facundo fue la mancha indeleble, imborrable de este sexenio. Él fue el artífice y responsable de los crímenes de Chalchihuapan; él abrió la puerta de Puebla al crimen organizado y en concreto de la otrora apacible región hoy conocida como el “Triángulo Rojo”; él operó las alianzas que siempre ha manejado entre policías y delincuentes.

 

Nadie le ha hecho tanto daño a Puebla y a Rafael Moreno Valle como Facundo Rosas Rosas y su fatídica, funesta presencia.

 

Reiteramos: en materia de infraestructura y finanzas el gobernador es un genio, pero en materia de seguridad simplemente Moreno Valle no tiene quien le escriba.

 

Sin embargo pese a esta grave y delicada crisis de seguridad el estado aún goza de una notable tranquilidad en comparación a nuestros vecinos de Veracruz, Morelos, Guerrero…

 

Esta es la Puebla de 2017, un estado de inocultables contrastes. Entonces queda la pregunta ¿Cómo evaluar a Moreno Valle? ¿Cómo calificar su gestión?

 

Las urnas claramente lo avalan. De lo contrario Tony Gali no hubiera ganado con la holgura que mostró. Y en este punto podemos decir que la principal evaluación que puede hacerse de Rafael es preguntarse: ¿Tiene o no tiene futuro político?

 

Y aún los más exacerbados, radicales Rafafóbicos reconocen y aceptan que el gobernador poblano tiene un amplio abanico de futuras posibilidades. Y esta es la más sensata y equilibrada balanza: ver que Moreno Valle tiene una amplia perspectiva.

 

Lo que le falta al ejercicio político del gobernador es evolucionar, adecuarse al pensamiento político y mediático de la esfera nacional. Las estrategias del gobernador tienen impacto, resonancia, eco pero solo en el territorio poblano.

 

A partir del mes de febrero deberá encontrar fórmulas, planteamientos, ofertas que lo conviertan en una figura nacional. Deberá dejar de hablar de Puebla y comenzar a hablar del país; así como presenta su postura frente al gobierno de Donald Trump.

 

En este y otros terrenos deberá hacer propuestas y planteamientos que lo conviertan en una referencia. Ya no puede seguir hablando del Museo Barroco y de las ciclopistas.

 

Llegó el momento de hacer propuestas para modernizar Pemex; sobre cómo y dónde construir refinerías; también deberá abundar en temas en torno a la defensa de instituciones como el Sistema de Salud y la Universidad Pública; y en el terreno de la seguridad cómo dotar a las policías estatales de herramientas y capacitación que les permitan enfrentar al crimen organizado.

 

A partir de febrero debemos ver y escuchar a otro Moreno Valle, con propuestas que tengan eco, no en Puebla capital, sino en toda la nación.

 

Ya lo veremos.

 

 

Como siempre quedo a sus órdenes en Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., sin mx.  

 

 

 

comments powered by Disqus