Lunes, 27 de Mayo del 2024
Martes, 04 Abril 2017 01:30

Lozano: ordinaria explicación del revés legislativo

Lozano: ordinaria explicación del revés legislativo Escrito Por :   Javier Arellano Ramírez

El tema es el de siempre: la forma es fondo; la sola presentación de los hechos muchas veces rebasa, desborda a los sucesos mismos. Vivimos en la era mediática y de las redes sociales, por ello se hace vital dar la debida presentación, la forma indicada a las decisiones políticas. Empero tal parece que Javier Lozano Alarcón trae la brújula descompuesta.


En recientes entrevistas el súper operador político del morenovallismo –galicismo abiertamente declara que el revés a la reforma del Artículo 12 de la Constitución local servirá: “para callarle la boca a aquel”. En el mismo sentido y orientación se expresó hace unos días el diputado Jorge Aguilar Chedraui.

 

Con este tipo de declaraciones y presentaciones políticas Lozano está convirtiendo a José Juan Espinosa Torres en el gran triunfador de la pugna, el adversario implacable que enfrentó la atroz reforma constitucional y que terminó por doblegar al régimen.

 

La presentación, la envoltura que el mismo Lozano presenta cobra matices en verdad dramáticos cuando analizamos con fría óptica quién es José Juan Espinosa, cuál es su trayectoria, cuál su acervo político.

 

¿Acaso estamos ante un político brillante, un ideólogo, un pensador, un politólogo que haga de su función un ejercicio intelectual?  Vaya ¿Por lo menos es un político con arrastre social, que sostenga un verdadero liderazgo en su municipio y en el estado? ¿Estamos ante un hombre que puede mover voluntades en diferentes municipios?

 

Para nada. José Juan Espinosa es un político menor, carente de un verdadero acervo intelectual; un personaje sobre quien se vierten innumerables, incontables señalamientos de anomalías y hechos de corrupción y opacidad. Un alcalde que en su propio municipio es ampliamente repudiado; que no ha hecho ni obras relevantes, ni transformaciones dignas de mencionar.

 

Espinosa Torres es un político nimio; pero con pequeños shows como aquel de ¡Aaay mi mano! le fue robando escena a Javier Lozano Alarcón y se puso de tú a tú con un operador de talla nacional, con el mismo Terminator de la Comisión de Luz y Fuerza.

 

Lozano le hace un flaco favor al gobernador Tony Gali Fayad al presentar a José Juan Espinosa como el enemigo a vencer. En todo caso el senador con licencia debió declarar que esta administración haría lo necesario para no crear un ambiente de incertidumbre y desconfianza en el estado.

 

“El gobernador Gali Fayad nos ha instruido para crear todas las condiciones que generen una amplia confianza, una sólida y estrecha cercanía con todos los poblanos… No permitiremos que entre el ejecutivo y sus gobernados exista la mínima sombra de desconfianza o suspicacia… Gali triunfó holgadamente en las urnas porque con su carácter y propuestas colocó la semilla de la confianza entre los poblanos y este episodio no será la excepción”.

 

Palabras más, palabras menos, Lozano Alarcón pudo decir algo así y no estarle colgando medallas de triunfador a un político menor, saltimbanquis y oportunista electoral. Es verdaderamente penoso que presenten, que aludan con eufemismos a un personaje como José Juan Espinosa.

 

Fue, sin duda, una explicación “ordinaria”.

 

Como siempre quedo a sus órdenes en Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., sin mx.

 

    

 

comments powered by Disqus