Lunes, 23 de Septiembre del 2019

Esposa golpeada por médico de Cuetzalan no lo denunciará para no perjudicarlo

Esposa golpeada por médico de Cuetzalan no lo denunciará para no perjudicarlo
Miércoles, 06 Diciembre 2017 02:24
Alberto Rojas / Cuetzalan

Sandra Itzel Sánchez exhibió las agresiones del director del Hospital General de dicho municipio a través de fotografías. De acuerdo con la afectada, utilizó las redes sociales para exhibir a Jorge Alberto Bonilla porque no tuvo el valor de actuar legalmente y no quiere afectar su figura institucional



Aunque Sandra Itzel Sánchez reveló en redes sociales que su esposo –el director del Hospital General de Cuetzalan, Jorge Alberto Bonilla Cabrera– la ha golpeado en al menos tres ocasiones, no se atrevió a denunciarlo por tentativa de feminicidio pues no quiere ‘afectar’ su imagen.


“El doctor Jorge Alberto Bonilla Cabrera actualmente director del Hospital General de Cuetzalan, mi esposo hasta el día de ayer, me golpeó por tercera vez ejerciendo toda fuerza contra mí. Dejó huellas en mi cuerpo, este cuerpo que lo excitaba y lo hacía llegar al éxtasis pero lo olvidó… golpeo mi cara, mis brazos, mis piernas…”, (Sic) fue la publicación con la que la mujer lo exhibió en Facebook.


El mensaje estuvo acompañado con fotografías de los hematomas que le provocaron los golpes en el cuerpo.


Se queja de golpes, pero no denuncia


Mencionó que en septiembre ocurrió la primera agresión. La segunda fue el 30 de noviembre y la más reciente sucedió el primero de diciembre, cuando tomó la decisión de separarse de él.


La publicación fue subida a esta red social a las 10:30 horas del lunes y recibió comentarios de apoyo e incluso algunas críticas para el funcionario. La mayoría le recomendaron levantar una denuncia en contra de esta figura pública.


"Levanto mi voz en este medio porque no tuve el valor de denunciar, porque pese a este maltrato, no quiero dañar su figura institucional. Pero he de confesar que nunca pensé llagar a esto. No me da pena y me atrevo por esas mujeres que siguen callando. Alzo mi voz porque mi corazón está destrozado, porque amé a quien no me ama, porque dejé mis sueños por darle todo a él”, se lee en la red social.


“Sus canas, que para mí eran luces, sus arrugas eran experiencia y esa forma de amar tan única, he de confesar que vivimos cosas increíbles pero su amor se fue disipando y el mío iba en aumento. Porque cada mañana me sentía agradecida por despertar a su lado, pero ayer se detonó el estallo total”, publicó.


No obstante, confesó que no lo puede denunciar para no dañar su imagen. Cabe citar que el delito de tentativa de feminicidio se castiga hasta con 40 años de prisión.