Jueves, 17 de Junio del 2021

Venganza personal el asesinato del edil de Tepexco, presume FGE

Venganza personal el asesinato del edil de Tepexco, presume FGE
Jueves, 26 Enero 2017 03:31
Alberto Melchor / @AlbertoMelchorM

Las autoridades investigan problemas particulares de Antolín Vital como móvil del crimen. A través de un comunicado, la dependencia dio a conocer que se descarta que se tratara de un robo, ya que el occiso contaba con sus pertenencias.



Al menos cinco disparos realizó el sicario que la noche del pasado martes asesinó al edil de Tepexco, Antolín Vital Martínez, siendo una “venganza personal”, el principal móvil que investiga la Fiscalía General del Estado (FGE).


A través de un comunicado, la autoridad estatal confirmó que el atentado contra el priista fue un ataque directo derivado de problemas personales en su región, los cuales ya se investigan, confirmando que no fue un robo.


“Se investiga qué tipo de problemas personales tenía el edil, toda vez que las indagatorias inicialmente apuntan a una agresión directa ante lesiones de arma de fuego que presentaba. No hubo robo ya que se encontraron las pertenencias del occiso”, señaló la FGE.


CAMBIO documentó que el antorchista Antolín Vital acarreaba varios conflictos una vez que apenas hace unos días denunció que recibió amenazas durante una manifestación en la población por la creciente ola de inseguridad, además que en varias ocasiones se le acusó de malos manejos e incluso se buscó su destitución por parte de sus gobernados. 


Una persona disparó cinco veces contra él: testigos


Este medio tuvo acceso a las versiones de los testigos de estos hechos, quienes señalaron que al momento de la agresión el edil estaba estacionado en el acotamiento a la altura del kilómetro 50+800 de la Carretera Atlixco-Izúcar, a la altura de Tepeojuma, cuando un sujeto a pie se le acercó.


Posteriormente se escucharon cinco detonaciones, no obstante reportes policiales señalaron que presentaba tres lesiones de bala: dos en el pómulo y una más en el cuello, por lo que se presume que dos más no dieron en el blanco.


El solitario sicario, según los ahí presentes, caminó sobre la carretera y metros más adelante abordó una camioneta en la que viajaban otros sujetos con los que se dio a la fuga, con dirección a Izúcar de Matamoros.