Domingo, 25 de Octubre del 2020

Alcaldes de Puebla que dan vergüenza: sus mayores escándalos del 2017

Alcaldes de Puebla que dan vergüenza: sus mayores escándalos del 2017
Miércoles, 03 Enero 2018 06:00
Luisa Tirzo / @LuisaTirzo

Entre los espectáculos misóginos de Inés Saturnino en Tecamachalco, la pendejeada de Filomeno Cruz de Acatzingo a sus homólogos, el despilfarro obsceno de Mely Macoto; ediles que huyen, chillan y hasta uno que murió víctima de la inseguridad en los municipios; he aquí los alcaldes que dieron la nota este año.



Por segundo año consecutivo el alcalde de Tecamachalco es el ‘Rey del Escándalo Municipal’. La fama de misógino de Inés Saturnino López Ponce le ganó un procedimiento de sanción en Acción Nacional por lo que fue obligado a ofrecer disculpas a las regidoras violentadas, sin embargo todavía tuvo tiempo de irse de viaje a Japón junto con su esposa con recursos del erario mientras las balaceras se desataban en búsqueda de ‘El Kalimba’, sicario y líder la zona.


De ahí, los hechos que destacaron en los municipios durante este año que concluye van desde el asesinato del edil de Huitzilan de Serdán, aprehensiones por supuestos nexos con huachicoleros de los alcaldes de Palmar de Bravo y Atzitzintla, hasta el caso del presidente municipal de Huixcolotla, Filomeno Cruz quien pendejeó a sus homólogos de Tecamachalco y Acatzingo.


Sin pasar por alto el caso del despilfarro del erario de Coronango a manos de su presidenta, Hermelinda Macoto Chapuli, en contubernio con su novio o pareja sentimental que ostenta el cargo de tesorero municipal.


CAMBIO realizó un recuento de los casos más significativos del año:



El panista se vio obligado a ofrecer disculpas públicas a cuatro regidoras de su Cabildo, no obstante lo machista no se le quitó ni en el último momento pues las dejó hablando solas cuando quisieron fijar su postura, actitud que provocó que la secretaria general del PAN, Martha Erika Alonso le volviera a llamar la atención, aunque el partido no ha aclarado si por las ‘disculpas a medias’ será sancionado.


Sin embargo no fue el único hecho por el que se distinguió el también ex diputado local, ya que fue acusado de viajar a Japón mientras una crisis de seguridad asolaba a Tecamachalco derivada del enfrentamiento entre marinos y miembros de los Zetas –en el que fueron abatidos dos allegados a Jesús Martín Mirón ‘El Kalimba’– en su municipio, además del desastre que dejó el sismo del pasado 19 de septiembre. 



Quien ha encontrado en las arcas del Ayuntamiento de Coronango una mina de oro es la alcaldesa de este lugar, Hermelinda Macoto pues en medio de protestas contra su gobierno estrenó una camioneta de lujo, ya que según el listado de bienes adquiridos con recursos públicos se compró una unidad tipo Pathfinder Nissan 2013 con valor de 508 mil 400 pesos.


Asimismo, el tesorero ha estrenado tres escritorios de 4 mil pesos, silla ejecutiva de 3 mil 500 pesos, Frigobar de 4 mil 524 pesos, mezcladora de música de 10 mil pesos, dos Apple IPad Mini de 4 mil pesos cada uno, así como una Laptop de 12 mil 760.


En este 2017 también convirtió al municipio en un lugar sin ley para los ladrones de gasolina, incluso en septiembre pasado fue asegurada una bodega en San Francisco Ocotlán –la cual era operada por la banda de Gregorio Aguilar ‘El Chimole’ líder huachicolero de Acajete– propiedad del síndico municipal Víctor Arce.



La ‘guerra’ contra el huachicol dejó en evidencia la colaboración de quienes eran alcaldes de Palmar de Bravo, Pablo Morales Ugalde y de Atzitzintla, José Isaías Velázquez Reyes con las bandas de ladrones de gasolina, pues fueron aprehendidos en medio de acusaciones de brindar protección a grupos como el de Roberto de los Santos de Jesús ‘El Bukanas’ y a Jesús Martín Mirón ‘El Kalimba’.


El primero, aprehendido en julio pasado, está recluido en un penal de máxima seguridad en Veracruz, acusado por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita como desvío de dinero de las arcas del Ayuntamiento de Palmar y la venta de combustible robado a través de sus cuatro gasolineras que también fueron cerradas.


El caso de Atzitzintla derivó en el Operativo Encrucijada, mismo que se emprendió a raíz del asesinato de tres agentes de la Fisdai.



Otro hecho sangriento que causó escándalo en octubre fue el asesinato de quien hasta entonces era el presidente municipal de Huitzilan de Serdán, Manuel Hernández Pasión, acribillado en la carretera a Cuetzalan en la desviación a Huahuaxtla.


Aunque por este hecho la organización Antorcha Campesina buscó ‘sacar raja’ política al exigir que fuera detenido el ex aspirante a la gubernatura por Morena, Alonso Aco, la Fiscalía General del Estado (FGE) ubicó a Pablo Daniel Aparicio Lobato y a Cristian Lobato Toral como los presuntos autores materiales, quienes son familiares del presidente municipal de Zacapoaxtla, Guillermo Lobato Toral.



Definitivamente otro presidente municipal que causó polémica en este año que concluye es el de Huixcolotla, Filomeno Cruz quien no conforme con haber consentido la venta de gasolina robada a plena luz del día en un tianguis de su demarcación, se le salió lo ‘guarro’ en una entrevista al asegurar que sus homólogos de Tecamachalco, Inés Saturnino y de Acatzingo, Carlos Alejandro Valdés son unos “pendejos” tras evidenciar su enojo a raíz de que a sus policías no se les permitió el acceso a las ‘huachifosas’ encontradas el 31 de noviembre.


Éste es el mismo político que ha minimizado la venta de huachicol en su municipio, ya que en entrevistas pasadas se ha limitado en decir “lo que se ve, no se juzga”.



Otro que dio de qué hablar, pero por cobarde fue el de Libres, Enrique Cerón Flores quien en medio de una crisis de inseguridad en su municipio dejó solos a los habitantes.


Fue a finales de noviembre –luego que los pobladores quemaran vivo y lincharan a otro supuesto ladrón– cuando se evidenció que desde hace seis meses ya no vive aquí tras un supuesto acuerdo con Sotero Pozos Cruz –hermano del diputado local Manuel Pozos– a quien los pobladores acusan de controlar bandas criminales que se dedican a la venta de drogas y robos.



Con la llegada de Antonio Gali Fayad al Gobierno del Estado, la alcaldesa de Tehuacán Ernestina Fernández Méndez se salvó de la destitución e inhabilitación por 12 años, que determinó el 15 de diciembre del 2016 el Congreso del Estado, por detectar un daño patrimonial de 76 millones 289 mil 516 pesos. Además, impuso una sanción económica de 152 millones 579 mil pesos.


El gobierno de Ernestina no sólo se distinguió por la ola de inseguridad en su municipio sino por el pleito que protagonizó con la empresa Olimpia que en junio lo convirtió en un gran basurero al ser retirados de las calles 900 contenedores.


El otro pleito reciente fue el que se protagonizó con 38 sindicalizados por falta de pagos, pues el Tribunal de Conciliación y Arbitraje embargó al municipio sus cuentas por 10 millones de pesos.


Ni qué decir de la inseguridad, a plena luz del día se dieron ‘levantones’ así como linchamientos en la zona que gobierna.



El alcalde de San Martín Texmelucan, Rafael Núñez quedó exhibido como un ‘chillón’ el 19 de mayo ya que no aguantó las presiones de Manuel Valencia Martínez, dirigente de la Federación de Comerciantes, Colonos y Campesinos de los Estados de Puebla y Tlaxcala (Fcccept), quien le ‘clausuró’ la presidencia durante 18 días. Incluso acusó al subsecretario de Gobernación, Roberto Pedro Martínez Ortiz de ser su cómplice para extorsionarlo con 1.5 millones de pesos.


Antes de que fuera reabierta la alcaldía, el petista dio una entrevista a una estación radiofónica regional en donde no aguantó y se soltó a llorar al tiempo de acusar que dicho funcionario estatal le dio preferencia al ‘extorsionador’ de Valencia que a él en las negociaciones.



El encargado de exhibir la corrupción que impera en el municipio de Cuautlancingo fue el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), Horacio Peredo Elguero, quien acusó que funcionarios de Félix Casiano les han exigido hasta 300 mil pesos para la expedición de licencias.


Sin embargo, el panista lo negó y aseguró que las cantidades que se exigen están establecidas en la Ley de Ingresos para la expedición o refrendo de licencias.



Jesús Castro Ramales, edil de Chiautla de Tapia y sus empleados de confianza utilizaron las oficinas del Palacio Municipal para organizar orgías y consumir bebidas embriagantes, tal como fueron exhibidos en las redes sociales en donde fueron difundidas fotografías de cómo en más de una ocasión amanecieron en las oficinas del edil o en la sala de Cabildos y de Obras Públicas.


Hasta los condones usados dejaron así como ropa interior de mujer, envases de bebidas embriagantes y papel higiénico.