Domingo, 19 de Mayo del 2024
Domingo, 10 Septiembre 2017 16:25

No salí del PRI por una candidatura, sino por una convicción: Alejandro Armenta

No salí del PRI por una candidatura, sino por una convicción: Alejandro Armenta Escrito Por :   Gabriel Sánchez Andraca

 En plática con un grupo de columnistas de la prensa local, Alejandro Armenta, el ex priista que junto con Enrique Cárdenas suena como el binomio de donde saldrá el candidato de Morena a la gubernatura del estado, dijo que su salida del PRI después de 27 años de militancia no fue por una candidatura, sino por convicción.


 

“Yo renuncié a una candidatura plurinominal cuando me di cuenta que mi nominación podría causar problemas al partido, pero decidí renunciar, cuando el partido al que había pertenecido por más de dos décadas, se alió con un gobernador que instauró un gobierno de terror, de saqueo y de abuso del poder, algo que yo denuncié a tiempo y no se me hizo caso, al contrario, se me pretendió marginar. Y quiero aclarar una cosa, se determinó mi expulsión del Partido Revolucionario Institucional cuando yo ya había renunciado”.

 

 

Con voz firme, hasta apasionada, Armenta Mier diputado federal ahora por Morena, dijo que su pretensión es lograr ser candidato a gobernador, pero que si no lo logra, no se cambiará de partido. “Este es mi segundo tiempo, dijo, y aquí me quedo, aquí me jubilo”.

 

 

Días antes, habíamos tenido una plática con el ex rector de la UDLAP, Enrique Cárdenas que figura junto con Armenta en el binomio del que los propios ‘morenistas’ afirman, saldrá el candidato y hay una gran diferencia entre ellos. El primero es un académico reconocido que llegó a Puebla en 1982 y se ha desempeñado en cargos relacionados con instituciones de la Fundación Jenkins; Armenta Mier es nacido en Izúcar de Matamoros, criado en Acatzingo, población del centro de Puebla, donde realizó sus estudios básicos. Pasó a estudiar a la BUAP donde obtuvo el título de licenciado en Administración Pública. Fue presidente municipal de su pueblo, Acatzingo, cuando tenía poco más de 20 años; ha sido diputado local, diputado federal, director del sistema DIF en el estado, secretario de Desarrollo Social en la entidad y Director General del Registro Nacional de Población en el Gobierno federal. Fue dirigente estatal del PRI en el 2010.

 

 

No nada más conoce al dedillo la geografía del Estado, sino a los principales actores políticos y sociales de la mayoría de los municipios.

 

 

Es un político no sólo preparado académicamente: tiene maestrías en Administración Pública de Calidad y en Gestión Pública Local y ha llevado cursos y talleres sobre gerencia política en la Universidad George Washington, de Estados Unidos.

 

 

Su intención es la de en primer lugar, derrotar la demanda de crear un nuevo caciquismo en Puebla, ahora que se menciona que el partido Acción Nacional pretende lanzar como candidata a la gubernatura a la esposa del anterior gobernador y luego, dijo, hacer un gobierno incluyente en el que la gente opine abiertamente sobre las obras que requiere, las que de verdad necesite, para no caer en el gravísimo error de construir obras costosas, fastuosas e innecesarias.

 

 

“Puebla es un estado en el que ha crecido el número de pobres y nuestro propósito es que todos los poblanos tengan una vida digna. Puebla necesita un gobierno humano que promueva un desarrollo equilibrado, que transforme los anhelos ciudadanos en agenda pública; que trabaje para y con la sociedad organizada, respetando sus derechos fundamentales e impulsando el empoderamiento social de las micro, pequeñas y medianas empresas y que garantice la seguridad de la ciudadanía con mecanismos para la procuración de justicia pronta y expedita.

 

 

“Es urgente que Puebla sea dirigida por quien conoce sus problemas, sus necesidades, que tenga como principal tarea ayudar a quienes menos tienen, se requiere un gobierno con sentido común”

 

 

 “Vamos con todo a luchar por una causa en la que creo. No va a haber chantaje ni simulación. Debemos estar muy claros en cuanto al reto. Seremos la opción más competitiva, enfrentando al Gobierno federal y local exitosamente, pero sin chantaje”.

 

 

Ayer domingo, Alejandro Armenta nombró al ingeniero Ricardo Villa Escalera quien fuera candidato del PAN a la presidencia municipal de Puebla en los años ochenta, coordinador de la diputación federal y de la campaña.

 

 

La ex priista Libertad Aguirre, también fue nombrada coordinadora en el municipio de Puebla, en acto por separado.

 

 

Alejandra Barrales, senadora y dirigente nacional del PRD, dijo en declaraciones a la prensa en la ciudad de México, que no son válidas las críticas a su partido por haberse aliado con un partido de derecha como el PAN, porque las ideologías han muerto. No se come con ideologías, señaló, lo que la gente quiere es empleo.

 

 

Para doña Alejandra, el partido que preside ha dejado de ser de izquierda y según sus palabras, el PRD es un partido que como en su tiempo lo hicieron el PRI de Carlos Salinas y los gobiernos panistas de Fox y Calderón, lo que buscará es crear empleos. Sólo que tanto Salinas como Fox y Calderón, fueron campeones del desempleo.

 

 

La señora Barrales borró de un plumazo la lucha de clases, los sectores obrero y patronal, las ideologías de la derecha explotadora y de la izquierda defensora de las clases explotadas mediante salarios de hambre, falta de seguridad social, etc. Por lo que se ve, se ha convertido al neoliberalismo y sus dogmas. Bueno ya hasta tiene un departamento de lujo en Miami, que esperamos no haya sufrido ningún daño por el huracán Irma.

 

 

Y a propósito, otro converso del neoliberalismo anticristiano y ateo, don Ricardo Anaya, dirigente nacional del PAN y aliado de doña Alejandra, sacó a tiempo a sus pequeños hijos de allá, de los Estados Unidos, a donde los había mandado a estudiar inglés y a conocer otra cultura.

 

 

No los sacó por voluntad propia, sino atendiendo sugerencias de sus consejeros políticos. ¿Cómo el dirigente de un partido político mexicano iba a tener estudiando a sus hijos en el país que tanto daño causó en el pasado al nuestro y que tiene un presidente, ahora, que nos insulta? Además, ese dirigente partidista, aspira a ser presidente de México, ¿teniendo hijos gringuitos?

 

 

 

comments powered by Disqus