Miercoles, 22 de Septiembre del 2021

Aumenta violencia en el Triángulo Rojo pese a militarización de la zona

Aumenta violencia en el Triángulo Rojo pese a militarización de la zona
Jueves, 26 Octubre 2017 17:52
Carlos R Cózatl Martínez / @cr_cozatl

De enero a septiembre, los actos delictivos agravados incrementaron 22 por ciento en comparación con el año pasado. De acuerdo con datos del Secretariado Ejecutivo del SNSP, en los primeros nueve meses del año, se han cometido 718 delitos con violencia, 130 casos más que en el mismo periodo del 2016.



Durante los primeros nueves meses del 2017, ni la militarización, ni la incorporación del Grupo de Coordinación Puebla Segura han podido evitar el incremento de la violencia en el zona del Triángulo Rojo, principal zona de extracción ilegal de hidrocarburo, pues los actos delictivos agravados se incrementaron en un 22 por ciento en comparación del año pasado. 


En la región comprendida por los municipios de Acajete, Acatzingo, Palmar de Bravo, Quecholac y Tepeaca, no se había registrado un secuestro en los últimos 23 meses, siendo en septiembre cuando se rompió la estadística con dos casos registrados en Tepeaca, donde precisamente se acaban de fugar dos delincuentes sentenciados por este delito, con la complicidad de la subdirectora del Centro de Reinserción Social del municipio.


En cuanto a los homicidios, estos han aumentado en seis casos en comparación al 2016, mientras que el único delito violento que se vio reducido fueron las violaciones, que decayeron en un 33 por ciento. 


Se incrementa la violencia en el Triángulo Rojo


El Triángulo Rojo ha sido señalado como una de las zonas más conflictivas en el estado, pues es aquí donde se concentra la mayor cantidad de robo de combustible a los ductos de Petróleos Mexicanos.


En esta zona se han concentrado las bandas huachicoleras, las cuales no han dejado de delinquir a pesar de la militarización de la zona, y al contrario, han optado por ser más violentos en sus crímenes y abarcando otras actividades que agravan el robo en carreteras y últimamente a trenes de carga.


Según datos del Secretariado Nacional de Seguridad Pública (SNSP), en el Triángulo Rojo se han cometido un total de mil 744 delitos de enero a septiembre del 2017, de los cuales 718 de estos han sido con actos de violencia, es decir 130 casos más que en el mismo periodo del año pasado, representando un incremento del 22 por ciento en la incidencia delictiva con violencia en la región. 


Palmar de Bravo, el más violento


El municipio que más actos violentos ha registrado en estos nueve meses ha sido Palmar de Bravo, el cual hasta el 5 de julio fuera gobernado por Pablo Morales Ugalde, el edil huachicolero que enfrenta un proceso por el delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita, conocido como lavado de dinero, en las modalidades de transferir, depositar y adquirir recursos dentro del territorio nacional, con conocimiento de que proceden de una actividad ilícita.


Con 228 delitos, este municipio encabeza a los municipios del Triángulo Rojo; seguido por Tepeaca con 195 delitos, Quecholac con 130, Acatzingo 96 y Acajete con 69, todos de ellos cometidos con el agravado de violencia. 


Homicidios incrementan 18 por ciento


En Palmar de Bravo y Quecholac, se registró la mayor cantidad de asesinatos durante este plazo, con 11 incidentes en cada uno de ellos, que sumados con las estadísticas de los municipios de Acajete, Acatzingo y Palmar de Bravo, dan un total de 38 casos.


Los datos anteriores representan un alza de 18 por ciento en relación a los sucedidos durante el 2016, donde se registraron 32 homicidios dolosos.


Mientras todos los delitos violentos aumentan, incluyendo el secuestro -que después de 23 meses registró el primer caso en el municipio de Tepeaca- solo uno fue a la baja y este fue el de delito de violación. En este sentido, los datos señalan que hubo 12 violaciones de enero a septiembre, fueron denunciadas sólo ocho, interpretando que se ha reducido la incidencia en un 33 por ciento.