Miercoles, 20 de Octubre del 2021

Con la estrategia de Gali caen 17 % las tomas clandestinas

Con la estrategia de Gali caen 17 % las tomas clandestinas
Martes, 11 Abril 2017 01:31
Julieta Cerezo / @julietacerezo

La estrategia implementada por el gobierno de Antonio Gali Fayad para combatir a las bandas de huachicoleros en el Triángulo Rojo ha dejado buenos resultados en su primer mes de incorporación, ya que se logró disminuir en un 17 por ciento el número de tomas clandestinas al pasar de 125 que se registraron en enero a 104 durante febrero.



El combate que mantiene el gobierno de Antonio Gali Fayad contra las bandas de huachicoleros en municipios del Triángulo Rojo ha dejado resultados, ya que en su primer mes de gobierno logró disminuir en un 17 por ciento el número de tomas clandestinas, al pasar de 125 que se registraron en enero a 104 en febrero. Sin embargo, la militarización de dicha zona ha provocado que los grupos huyeran hacia el otro extremo: San Martín Texmelucan que ya se ubica en el primer lugar de ‘ordeñas’ a los ductos de Pemex.


Según información que obtuvo CAMBIO vía transparencia con Petróleos Mexicanos, a comparación del primer mes del año cuando Quecholac se situó en el primer sitio a nivel estatal, en febrero fue desplazado por San Martín Texmelucan, en donde también cruza el poliducto Minatitlán-México.


La región de San Martín Texmelucan es identificada como territorio de Areli Pérez Juan ‘La Negra’. El grupo de esta mujer tiene el control sobre el señalado municipio así como en San Matías Tlalancaleca, que figura en el listado de Pemex pero en la séptima posición con cuatro ductos. El ‘triunfo’ de San Martín sobre Quecholac no atiende únicamente a la persecución galicista en el Triángulo Rojo, pues en ese municipio se encuentra un paso importante de ductos de Petróleos Mexicanos.


De acuerdo con el último reporte de la paraestatal, Quecholac, que en enero era la demarcación con el mayor número de ductos clandestinos (27), cayó hasta la tercera posición del ranking con 10 de éstos, por debajo de San Martín se posicionó Tepeaca con 21.


Huachicoleros huyen poco a poco del Triángulo Rojo


Aunque San Martín Texmelucan se posicionó en el primer sitio al cierre del mes de febrero, y está del otro lado del Triángulo Rojo, municipios de esta región continúan al frente. Tepeaca y Acatzingo se ubican en segundo y tercer lugar de la lista, con 21 y 18 tomas clandestinas, respectivamente.


Además, se trata de la plaza de ‘El Bukanas’ quien tomó los siguientes peldaños pues Quecholac llegó hasta el cuarto lugar y Acajete al quinto con 10 y 9 tomas.


No obstante, en el último reporte de Pemex se evidencia que los huachicoleros van saliendo poco a poco del Triángulo Rojo vigilado actualmente con mil militares, además de agentes de la Gendarmería Nacional y policías locales.


Por ejemplo, en el top five, ya no figura Palmar de Bravo, donde en lo que va de la administración de Gali Fayad, se han registrado al menos seis enfrentamientos entre ladrones de gasolina y uniformados. El último fue ayer con un saldo de ocho heridos.


Según la propia información que han proporcionado las autoridades, la banda de ‘Los Bukanas’ controlaban esta zona, y según fuentes extraoficiales, están migrando hacia otros municipios donde también cruzan los ductos de Pemex.


Se reducen tomas clandestinas en un 17 %


En enero las tomas clandestinas detectadas por Pemex eran 125, 19 más que las que se ubicaron para febrero las cuales llegaron a 104. Es más, Quecholac que ocupó el primer lugar en enero reportó 27 ductos y para febrero Texmelucan lideró la lista con 22, cinco menos en el último mes de gobierno de Rafael Moreno Valle Rosas.


En febrero, además de los 22 ductos de Texmelucan, Tepeaca y Acatzingo registraron números similares con 21 y 18, respectivamente. Después los demás municipios tuvieron de 10 ductos hacia abajo.


En general, las tomas clandestinas disminuyeron en un 17 por ciento de un mes a otro. En múltiples ocasiones, el gobernador Antonio Gali Fayad ha reconocido que el principal problema de inseguridad que hay en Puebla es el robo a los ductos de Pemex.