Lunes, 08 de Marzo del 2021
Jueves, 21 Enero 2021 03:52

Y ARRANCÓ LA NUEVA ERA

Y ARRANCÓ LA NUEVA ERA Escrito Por :   Irma Sánchez

Con el arribo de John Biden a la presidencia de los Estados Unidos, arranca una nueva era para el mundo.


 

De antemano se admite que no logra satisfacer a todos, pero la totalidad está optimista y aguarda a que las cosas mejoren con un hombre prudente, con experiencia y disposición, como lo ha mostrado a lo largo de su campaña y después de confirmada su victoria.

 

Nosotros, el vecino débil, pobre, comenzamos a encontrar desde sus primeras disposiciones “el rayito de luz” prometido “en casa” como el abordamiento al problema de la pandemia en otra forma, y su decisión de dejar en un capítulo de la historia el famoso muro para contener la migración.

 

Sus pronunciamientos y arranque bien deberían ser tomados en cuenta por los miles de suspirantes en México que en dos meses arrancarán campaña para llegar a un escaño en los congresos federal, local, en las alcaldías y en la mitad de las gubernaturas del país.

 

Y mientras en México las corrientes políticas comienzan a calentar motores, quienes nos gobiernan deberían asumir que gobernar equivale a actuar y participar con todos los grupos de gobernados.

 

De antemano no se busca tomar al vecino como la escuela, el prototipo o el método a seguir, sólo de entender que el curso que toman las cosas involucra a todos, tanto directa como indirectamente.

 

El arranque de una nueva era para los Estados Unidos es oportuna después de que contabiliza más de 400 mil muertos por una pandemia que ha representado la prueba más ácida a los sistemas de salud del mundo, y que debe ser enfrentada medicamente sin el manoseo político que prostituye el derecho a la salud que pareciera que se consagra para unos cuantos dependiendo su nivel de relaciones y poder.

 

Hay que tener en cuenta que en territorio norteamericano viven y trabajan para salir adelante más de un millón de poblanos, y 326 mil más viven y trabajan en forma irregular, con la esperanza de que su situación avance y se ponga en orden en la administración Biden, de acuerdo a las señales que como candidato y tras su triunfo ha enviado el nuevo mandatario.

 

En los sectores productivos le apuestan a un nuevo orden comercial del que se concreten mejores y mayores oportunidades de negocios que impactarán favorablemente en la economía mexicana en estado de emergencia por la crisis que desencadenó la pandemia con la paralización del país.

 

Las cosas apuntan para una etapa mejor, con mayores oportunidades para todos, sólo queda confiar en que no surjan fuerzas oscuras que a todo se oponen y frenan las mejores intenciones y destruyen proyectos y posibilidades de un mayor avance.

 

Y capítulo especial el arribo de Kamala Harris a la vicepresidencia del país más poderoso, con quien el presidente gobernará su nación llena de retos y cargada de vicios.

 

Su condición de mujer obliga a mantener los reflectores en su actuación, sobre todo porque desde el momento en que rindió protesta pasó a inaugurar la galería de los “lógicos

presidenciables” para dentro de 4 años.   

 

Su posición es producto de un intenso y largo trabajo, no la dádiva de una cuota por su género.

 

  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto