Lunes, 10 de Mayo del 2021
Viernes, 23 Abril 2021 01:37

No hay confianza en autoridades electorales

No hay confianza en autoridades electorales Escrito Por :   Gabriel Sánchez Andraca

           Tomás Tenocelo Rugerio, de la dirigencia del Partido del Trabajo local, afirma que no hay confianza en las autoridades electorales, que no cumplen con su función de ser árbitros electorales. El problema es que no contamos nacionalmente, con un INE confiable y hay necesidad de reformarlo. Esto compete al Congreso de la Unión, no es cosa de manifestaciones populares. Hay necesidad de plantear el problema en forma jurídica para que se cumpla con el estado de derecho y no se repitan los fraudes, la compra de votos, los acarreos, las dádivas a los votantes pobres.


 

           Debe haber una reforma electoral a fin de que el INE sea un auténtico árbitro, que no se sobrepase en sus funciones con el pretexto de su autonomía. Pues con esto de la autonomía, piensan que pueden hacer lo que se les venga en gana, hasta la de cobrar sueldos muy superiores a los del Presidente de la República, algo que está prohibido constitucionalmente. Si ellos violan preceptos constitucionales, qué podemos esperar.

 

          El dirigente petista, afirmó que con estricto apego a la ley, los partidos que están por la Cuarta Transformación, deben exigir la reforma del sistema electoral mexicano.

 

          Hay que tener en cuenta, que el IFE fue creado para fingir democracia en nuestro país, porque la época neoliberal, fue de simulación, de mentira y de corrupción. Que esté actuando como lo está haciendo, no debe sorprender a nadie, lo que debe sorprender es que no se hubieran tomado las medidas necesarias para reformar todo el sistema electoral del viejo régimen. Eso fue un error, como en tiempos de don Francisco I. Madero, fue haber dejado intacto al Ejército Mexicano, pese al peligro que había, de que diera un golpe de estado en cualquier momento, sobre todo después de haber desmantelado a las fuerzas revolucionaras.

 

         LUIS SORIANO PEREGRINA, DIRIGENTE DEL COLECTIVO Voz Ciudadana, se queja de que los partidos políticos y sus candidatos no tengan propuestas para resolver los graves problemas del país y del estado, entre ellos el del respeto a los derechos humanos. Él y su agrupación insisten en que este tema debe ser atendido por los diputados locales, pues en Puebla existe una Comisión Estatal de los Derechos Humanos, pequeña en sus funciones y muy grande en cuanto al presupuesto que recibe, dinero tirado a la basura.

 

         Esta queja de Voz Ciudadana está muy generalizada entre la población: los candidatos, salvo excepciones, no tienen propuesta ni para quienes aspiran a ser diputados federales, ni para quienes son aspirantes a ser representantes populares en el Congreso Local y menos para quienes quieren ser presidentes municipales.

 

        Los partidos, incluido Morena, que está en el poder como antes lo estuvo el PRI, en todo y por todo, han lanzado como candidatos a los puestos de elección popular, a personas sin oficio político, sin sensibilidad social y las consecuencias saltan cuando ya se van y todo sigue igual; nadie ha logrado cambios, no digamos importantes, sino siquiera medianos en beneficio de la sociedad.

 

        La presidenta municipal de Puebla, Doña Claudia Rivera, mantuvo a la ciudad llena de baches, todo mundo se quejaba de su total inactividad y ya que se acercan las elecciones intermedias, se cierran calles por todas partes, sin aviso para automovilistas y  peatones, sin tener en consideración las molestias que se ocasionan a comerciantes y trabajadores y se ponen hasta hacer ciclopistas que reducen los carriles de circulación vehicular en muchas de las principales calles y avenidas y causan embotellamientos que siempre resultan molestos para todos.

 

        Lo peor es que se pone a arreglar el Zócalo, como hacen los presidentes de pueblitos, para apantallar a los ciudadanos.

 

        Fueron muchos los presidentes municipales surgidos de todos los partidos políticos, que tuvieron un pobre desempeño y que salen con el repudio popular.

 

       La culpa de todo esto, son los partidos políticos, que carecen de estructura y de organización y no se diga de un sistema de educación, de capacitación política, no digamos para sus militantes, sino para los ciudadanos que llevaron al poder y que cuando lo logran, los dejan sueltos, sin que los elegidos tengan alguna responsabilidad, para sus pueblos y para sus partidos a quienes deben el puesto.

 

       RECIBIMOS LA VISITA DEL SEÑOR Christopher Rodríguez Carranco, quien es candidato a la diputación por el Distrito electoral federal 11, de esta capital. Fue postulado por el partido Redes Sociales Progresistas. Nos dice que ya está en campaña y que en el mes y fracción que faltan para las elecciones, se propone además de recorrer las colonias que están dentro del distrito que aspira a representar, entrar en contacto con el mayor número de ciudadanos para conocer sus inquietudes.

 

        Es empresario y quiere servir a su comunidad, pese a que nunca ha estado en la política. Nos dice que ya informará del trabajo de campaña que viene realizando.

 

        HACE 107 AÑOS, EN ABRIL DE 1914, LOS GRINGOS nos invadieron por el puerto de Veracruz. Fueron seis mil marinos los que llegaron en 40 buques de guerra, entre ellos el Florida, considerado el más poderoso del mundo.

 

        El objetivo era apoyar a Victoriano Huerta, para dar el golpe de estado y asesinar al Presidente Madero.

 

        La invasión se inició el 21 de abril del año antes señalado y concluyó con la toma del puerto comercial más importante de México, el 22. Victoriano Huerta ordenó al Ejército Mexicano, no intervenir, pero la población, los trabajadores, los cadetes de la Escuela Naval, los trabajadores humildes, los pequeños comerciantes y vendedores de los mercados y hasta un grupo de libaneses heroicos, se enfrentaron a las tropas gringas.

 

        Lo que tuvo de especial esta invasión, fue que por primera vez en la historia de la humanidad, se realizó un ataque aéreo. Los gringos bombardearon por aire a la ciudad de Veracruz y murieron por ello muchos civiles desamados. Fue un crimen de lesa humanidad, que no sólo ya fue perdonado, sino hasta olvidado y esto último no debe ocurrir jamás. Hay que perdonar, pero nunca olvidar. 

 

  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto