Martes, 03 de Agosto del 2021
Jueves, 08 Julio 2021 02:06

Ya pagó un millón de pesos, le falta otro

Ya pagó un millón de pesos, le falta otro Escrito Por :   Arturo Rueda

El señor B todavía espera su otro millón de pesos o a Zenteno le espera la cárcel. Además, el director de Mas Data no da explicaciones de sus fallos escandalosos. Sólo espera que el tiempo pase y todo se olvide. Pero sus otros clientes defraudados también esperan reembolso o darán a conocer el modus operandi de la venta doble o triple de encuestas


 

Después de haberse convertido en el encuestador más certero de Puebla, Pepe Zenteno vive horas aciagas, asediado por decenas de clientes defraudados por él en la reciente temporada electoral y que, en un caso inédito, le exigen reembolsos por sondeos no realizados, pero sí cobrados.

 

Un cliente en especial le quita el sueño. Simplemente lo llamaremos el Señor B. Cliente poderoso con muchos operadores.

 

Una de ellas, a quien llamaremos V de Vendetta, citó al encuestador de urgencia un par de días después de las elecciones del 6 de junio.

 

Zenteno llegó confiado a la reunión, pero se sorprendió de que V de Vendetta era acompañada por un tipo que no conocía.

 

-Hola Pepe, el señor B me instruye a exigirte que le devuelvas los 2 millones de pesos que se te pagaron por las encuestas. Tus resultados fueron una basura y no tuvieron nada que ver con lo que ocurrió- entró V duro y directo al tema del reembolso.

 

-Ehhh sí, mira V, tenemos que tomar en cuenta que las encuestas no son predicciones, si tu ajustas el margen de error en su piso y en su techo nos ubicamos cerca del resultado final, se lo puedo explicar al señor B con toda claridad. No salió tan mal.

 

 

-No nos interesa, queremos la devolución del dinero y si no lo haces, aquí está el abogado X preparado para denunciarte por fraude, pues sabemos que también te contrataste con los morados de Tigre Blanco, los azules, los rojos y a todos le vendiste la misma encuesta.

 

-Ehhh, de verdad, dame oportunidad, no estamos hablando de predicciones, sino de modelos, esto de pedir el reembolso es inusitado, así son las encuestas, a veces fallan, pero ya verán que para la próxima no va a ocurrir. Denme oportunidad.

 

-Por última vez, Pepe, es la instrucción del señor B. Entonces procederemos penalmente.

 

-No, no, este, bueno sí, es que tuve problemas, me falló el call center, no llegó mucha gente a trabajar, este, mis coordinadores fueron amenazados en todo el estado y nadie les dio seguridad, eso movió mucho la muestra.

 

-Gracias, estás advertido, esperamos la devolución del dinero- V de Vendetta se levantó junto con el abogado y dejó al director de Mas Data con cara boquiabierta.

 

Un mes después, Pepe Zenteno ya devolvió un millón de pesos y le queda devolver otro millón, pero pidió tiempo para reunir la cantidad.

 

“Ando corto”, dijo, aunque en 2021 ganó millones.

 

Otros clientes también le exigen reembolsos, porque se ha comprobado que vendió y revendió a multitud de clientes la misma encuesta, acomodó números, y siempre encontró una justificación. Que falló el call center, que no pudo entrar a los residenciales, que sus encuestadores fueron amenazados con ser quemados vivos y un largo etcétera.

 

Hasta ahora, además de los errores garrafales con el señor B, se le conocen tres o cuatro fallos escandalosos.

 

En San Martín Texmelucan dijo que Edgar Salomón Escorza ganaría la alcaldía, y el candidato del PAN se fue al tercer lugar.

 

En San Andrés Cholula, Mas Data dio ganadora a Karina Pérez Popoca por amplio margen, pero la alcaldesa perdió por 9 puntos.

 

En Zacatlán también falló desastrosamente, pues dijo que Pepe Márquez iba a perder, y ganó. Este caso es de los peores, pues a sus clientes nunca les entregó los accesos al sistema de la encuesta de la salida. Se sospecha que se vendió a los contras. Para variar.

 

Pepe Zenteno pasó de encuestador prestigiado a filibustero.

 

Las encuestas fallan, es cierto, pero no tantas y tanto. En Puebla capital se equivocó por 9 puntos. No se equivocó en dar ganador porque su nuevo amo, el constructor Víctor González, le regaló encuestas a Eduardo Rivera a cambio de conseguir obra. Se tomaron hasta foto celebrando la victoria.

 

El señor B todavía espera su otro millón de pesos o a Zenteno le espera la cárcel.

 

Además, el director de Mas Data no da explicaciones de sus fallos escandalosos. Sólo espera que el tiempo pase y todo se olvide.

 

 

Pero sus otros clientes defraudados también esperan reembolso o darán a conocer el modus operandi de la venta doble o triple de encuestas.

 

¿Quién en su sano juicio va a contratar a Mas Data en 2024?

 

  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto