Miercoles, 06 de Julio del 2022
Viernes, 25 Marzo 2022 01:50

10 y 11 de abril, los días claves de AMLO

10 y 11 de abril, los días claves de AMLO Escrito Por :   Arturo Rueda

Mañana viene AMLO a Puebla con una agenda todavía indeterminada, pero es probable que el presidente se apersone en Casa Aguayo para la evaluación de los programas sociales del gobierno federal. Es inevitable que haya un espacio de diálogo con el gobernador Barbosa para la coordinación de estructuras rumbo al 10 de abril


 

Al otro día de la Consulta de Revocación de Mandato, ya con los resultados en mano de la participación y el conocimiento de si tendrá carácter vinculante, comenzará el proceso de dictaminación de la Reforma Eléctrica en San Lázaro para cubrir la mitad del trámite legislativo que corresponde a una reforma constitucional. Después de ‘Nacho’ Mier, Ricardo Monreal tendrá que hacer la chamba, su última oportunidad para encajar en el proyecto de la 4T.

 

Se vienen los días más tensos, aunque el PRIANismo ya dio de sí y se le acabó el combustible —de momento— de las guerras sucias y las campañas de desprestigio.

 

Loret de Mola pegó primero, pero dio dos pasos atrás para evitar la divulgación de su riqueza personal, así como más evidencias de los socios políticos que financian el proyecto de Latinus. El tema de José Ramón López Beltrán y la casa de Houston quedó medio pantanoso, pero al final se cerró adecuadamente. El presidente dejó de sangrar por esa herida.

 

Luego vino el AIFA, y pese a la intensa campaña de desprestigio, los ‘derechairos’ quedaron como payasos. Primero al exhibir su clasismo por el tema de las tlayudas, y luego porque el organismo internacional IATA, que agrupa a casi todas las aerolíneas, confirmó que el Felipe Ángeles es una gran terminal aérea que consolida el sistema aeroportuario de la CDMX y que en poco tiempo despegarán ahí todo tipo de aerolíneas.

 

Como todo fracasó, el PRIANismo adelantó la ofensiva contra el Tren Maya usando a un grupo de famosillos en la clásica estrategia de movilización de influencers. El resultado en la opinión pública fue igual a cero, pues las críticas mayoritarias se las llevaron los actores y actrices que se prestaron a la estrategia de golpeteo.

 

Como lo que resiste, apoya, López Obrador ya sólo debe cruzar la siguiente quincena antes de llegar a la Consulta de Revocación, en la que los aliados gobernadores llevarán el peso para acercarse a los 40 millones de votos pese a las restricciones del INE.

 

La oposición desertó, abandonó la idea de luchar en la arena de la Consulta y solamente juegan a la descalificación, a que participe el menor número de mexicanos. Saben que no tenían ni la fuerza ni el impulso para crear un frente, y ya se resignaron a ser aplastados. Su mejor argumento será decir que perdió sus 30 millones de votos.

 

El estilo presidencial se impone: ante las resistencias, AMLO se crece. El siguiente paso es enlazar esa fortaleza política tras ganar la Consulta de Revocación, voten los que voten, para dar un golpe en la mesa y recorrer el primer tramo de la Reforma Energética en San Lázaro. Dejarle el segundo a Ricardo Monreal, probablemente, para que termine de hundirse si no logra los consensos.

 

El todavía coordinador de Morena en la Cámara Alta lo intuye. Sabe que camina en hielo resbaladizo que se puede quebrar en cualquier paso en falso. Y qué paso: no reunir los consensos en el Senado para culminar la gran reforma de AMLO.

 

Por eso ayer mismo, en su papel de enemigo que vive en casa, advirtió que sin modificaciones la Reforma Eléctrica provocará pérdidas millonarias, y que los empresarios acudirán a los mecanismos de arbitraje previstos en el T-MEC. Peor ánimo, imposible.

 

Monreal expuso que si algún empresario siente que sus intereses se ven afectados por la Reforma Eléctrica, acudirá a las instancias internacionales correspondientes. Es debido a lo anterior, indicó el senador de Morena, que todos los conflictos que se presenten sobre la interpretación de leyes deben dirimirse en paneles internacionales.

 

Mañana viene AMLO a Puebla con una agenda todavía indeterminada, pero es probable que el presidente se apersone en Casa Aguayo para la evaluación de los programas sociales del gobierno federal. Es inevitable que haya un espacio de diálogo con el gobernador Barbosa para la coordinación de estructuras rumbo al 10 de abril.

 

Una quincena en la que todavía habrá muchas presiones, pues desde España anuncian que el gobierno de Pedro Sánchez meterá las manos por Iberdrola y demás empresas beneficiarias de la reforma del Pacto por México en 2014.

 

Todavía no se puede cantar victoria, pero ya sólo queda una quincena.

 

Google News - Diario Cambio
  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto