Friday, 22 de March de 2019


Dónde están nuestros datos personales y para qué los quieren




Written by 

En este ecosistema digital definitivamente no estamos solos, tenemos ciberactivistas, hackers, robots y demás; sin embargo hay varias acciones visibles que se han encargado de tomar nuestros datos, los cuales brindamos sin precaución alguna.  

 

Esta reflexión me surge de la información revelada por el Instituto Federal de Acceso a la Información, la cual menciona que a más del 50 por ciento de los entrevistados no les preocupa, o les preocupa muy poco, lo que la Institución haga con su información personal; cifras alarmantes que indican que el IFAI puede convertirse en un binomio de retos que lleve a la Instituto y a la comunidad jurídica de nuestro país a garantizar el buen uso de las bases de datos.

 

 

En este mismo contexto recordemos el controvertido Renaut (Registro Nacional de Usuarios de Telefonía Móvil), que se encargó de almacenar los números telefónicos con sus respectivos dueños, todo esto bajo la premisa de incrementar la seguridad.

 

 

¿La seguridad de quién?

 

 

Según las bases de datos de Renaut fue eliminada, parámetro que no garantiza que hayan sido clonadas, traspasadas o hasta vendidas al mejor postor.

 

 

Otro caso que sin duda comienza a causar ruido, es la petición de los gobiernos de diferentes países, a Google, datos desde demográficos, hasta registros privados de acceso a la información.

 

 

La postura del gigante de la tecnología, Google, es muy clara, a través de David Drummond, vicepresidente senior del área Legal, de Políticas Públicas y Comunicación, expresó que la empresa que representa “respeta la ley y no quiere que sus servicios se utilicen de manera dañina”, esta declaración también incluye un apartado interesante: “Para que consideremos una petición de información válida, generalmente debe estar escrita a mano y firmada por un funcionario autorizado de la agencia que ha realizado la petición y expedido en virtud de la ley adecuada”, explica Drummond.

 

 

¿Entonces si dan nuestra información?¿La información que está dentro de nuestros correos electrónicos y en la nube de Google puede ser revelada al funcionario que la solicité?

 

 

Para ser muy puntuales en el caso de nuestro país, el gobierno mexicano ha aplicado 71 solicitudes de datos de usuarios referentes a 136 cuentas. El 45 por ciento de las solicitudes fueron satisfechas de forma total o parcial.

 

 

Ahora son los gobiernos, incluido el nuestro, los que desean vigilar el tráfico de información en la red, a pesar de que en México hay enormes vacíos en materia de legislación digital, jurisdicción en la web y dispositivos móviles, el gobierno difícilmente se detendrá en peticiones para obtener bases de datos actualizadas de los ciudadanos para darles el uso que deseen.

 

 

Así como hay peticiones dentro del “marco de las políticas aceptables” para obtener información, también hay el enorme riesgo de que todo esto sea usado en contra de los beneficios que como usuarios “deberíamos tener”

 

 

A ti me estimado lector ¿te importa dónde están tus datos? ¿para qué los usan? Y mejor aún cuestiónate ¿Cuánta de tu información en la red quisieras que se mantuviera en secreto?

 

 

Tú tienes la mejor opinión.

 

 

Sígueme y nos leemos.

 

 

Rate this item
(0 votes)
comments powered by Disqus