Thursday, 25 de April de 2019


Tres para Ripley en Seguridad Pública de Puebla Capital




Escrito por  Guillermo Alberto Hidalgo Vigueras
foto autor
Pues ahora, lo que nos faltaba, nuestras fuerzas policiales, o mejor dicho, nuestros mandos de las fuerzas policiales, serán el principal producto para que el exitoso programa de Ripley de “Aunque usted no lo crea” pueda seguir adelante, y como si fueran pocos los problemas por los que pasa nuestra nación, la mayor parte de los Estados de la Federación y pues ahí, el nuestro no se  escapa, y nuestro municipio menos.

Desde hace más o menos cuatro años en que se empezó a tratar de liquidar a nuestra policía con argumentos pobres, y digo pobres porque si bien se habla de depuración y de exámenes de control y confianza, estos no llegan a los mandos de primer nivel o si llegan no se respetan.

 

 

Veamos:

 

 

En la administración pasada, nos trajeron un aprendiz de Secretario de Seguridad Pública que nada sabía de policía, más que haber sido jefe de la misma en la ciudad de Toluca, Estado de México solo por mero accidente, (independiente de que esa ciudad es mucho menor en tamaño y población que nuestra puebla capital) un secretario que no tuvo aciertos de ninguna especie en esa corporación, más bien digamos, si los hubo fueron muy poco recomendables para haberlo traído a ser Secretario en la cuarta ciudad más importante de nuestra nación, y con la única gracia de haber sido compañero desde la primaria del presidente municipal anterior.

 

 

Trayendo además este espécimen, como Director de policía, a un menos recomendable elemento que no solo no sabía nada del tema, sino que solo tenía la fuerza de ser incondicional y de alguna forma socio de un asesor quien actualmente es un  importante funcionario en la Policía Federal y además, este señor, era asesor del anterior Presidente Municipal anterior.

 

 

Este singular personaje, no solo no sabía nada de su trabajo, sino que se convirtió en quien realmente manejaba las cosas y contratos junto con su secretario y su familia que en un inicio trajo a la propia dirección, contraviniendo la ley desde cualquier ángulo que lo vea, además de que después de haber mentido de su estamento ya que se decía ingeniero sin serlo y sin haber podido presentar su cartilla del SMN, condición indispensable para un puesto así, y después de esa y muchas mentiras mas “APROBO LOS EXAMENES DE CONTROL Y CONFIANZA Y NUNCA FUE DADO DE BAJA” y ahora resulta que es asesor de nada menos que del actual Secretario del ramo, en la presente administración, o al menos de eso se ostenta y sigue en la propia Secretaria… ¿lo sabrá el Presidente Galy y el propio Gobernador? ¿Que quienes lo atacaron, trataron de hacer ver mal su trabajo y lo siguen traicionando están ahí?

 

 

            Sin afán de aburrirlos con temas harto conocidos, ahora volvemos a sufrir el mismo problema, nos traen mandos que no conocen la entidad, que no conocen a los poblanos, que no conocen a la policía y solo dedicándose a desbaratar la ya lastimada institución al grado, que ya ninguno de su integrantes trata de hacer su trabajo pues de cualquier manera hagan lo que hagan saldrán dañados, y no obstante con eso además los mandos, ahora se tratan de lanzar a ser las estrellas de casos insólitos, dignos de Laura de América y mejor aún, dignos del programa de “Aunque usted no lo crea” de Ripley como ya lo comentamos.

 

 

Me explico,

 

 

Como primer caso tenemos la creciente ola de delincuencia en el municipio, y esto que apenas inicia la temporada navideña, hace dos viernes entre otras incidencias no informadas, con cuatro asaltos a usuarios de los bancos además de una institución bancaria entre otras, este viernes se repiten los asaltos y además un asalto que se vuelve viral en donde la víctima es un motociclista que es robado, ante la no intervención de la gente para ayudar y a la ausencia total de la policía, en primer lugar porque ya quedan muy pocos elementos y en segundo porque los policías, ya no creen en la policía y esto es realmente grave.

 

 

Y como comentamos a ustedes, como primer caso para el buen Ripley, tenemos que Santizo ahora se deslinda de la responsabilidad de la seguridad en nuestro Puebla (emulando a Amadeo), tratando de echar la culpa de sus errores a las demás dependencias municipales y por otra parte, a nosotros ¡la propia ciudadanía!, pues ahora resulta según sus declaraciones, en el sentido de que los ciudadanos que son asaltados en los cajeros, en los bancos o saliendo de ellos, tienen la culpa por no avisar a la policía lo que van a hacer, a “su” policía, en lugar de hacer lo que le corresponde.

 

 

Lo que nos faltaba, el colmo de la desfachatez, ahora resulta que para que no te asalten debes de pedir permiso o al menos avisarle a la Secretaria de Seguridad Pública y tránsito Municipal en Puebla Capital.

 

 

Esto, según las declaraciones hechas por el mismísimo Oscar Santizo a la prensa recientemente, en donde casi le echa la culpa a los que últimamente han sido asaltados, pues como el mismo lo dice, “no nos avisaron” ahora resulta que su obligación laboral, su deber jurídico, su compromiso con la ciudadanía está supeditado a que le avises lo que vas a hacer

 

 

Así, que de ahora en adelante ya lo saben mis estimados lectores y cibernautas, si quieres ir al cine, coméntale al Oscarin, si quieres salir con tu pareja, avísale al Secretario, si quieres salir a comer con tu familia dale aviso al sufrido Santizo y así cada una de tus acciones, so pena que si no lo haces, te echara la aburridora y en una de esas te finca responsabilidad legal por omiso en tu aviso, al más puro estilo de la KGB o de la forma que vigilaba en su época el Soviet supremo a los ciudadanos de la extinta URSS.

 

 

Eso sí, ¿de sus responsabilidades?, ¡nada! que si hay que entregar las casetas, no, que si están ergonométricamente sustentadas sus patrullas… para nada, que si puede decir mentiras ¡claro! no solo eso, sino que no ve los asaltos ni a personas, ni a bancos, solo se pone a leer sus falsedades ante la prensa que es lo que le fascina, eso y salir en los twiters diciendo que donara, oiga usted un cajonsote de basura perdón de papel periódico, en fin.

 

 

El segundo caso, es increíble, ya que ante su ineficiencia, ahora declara a la prensa y a la ciudadanía, que ahora sí cumplirá sus promesas de patrullas y las inútiles casetas si no se tiene personal y equipo idóneo, ya que esta vez las promesas se las hizo, ¡oiga usted! al Presidente Municipal, Antonio Galy Fayad “como regalo de su cumpleaños”…como ven ustedes, ahora y de hoy en adelante deberemos de esperar resultados y beneficios para la comunidad solo en el cumpleaños del Presidente y tal vez el día de su santo; porque resulta que este señor, trabaja para el Presidente y no para la ciudadanía, no señor trabaja para darle sus gustitos a su jefe, y de paso se da los suyos en la compra de unidades que en nada apoyaran a nuestros policías y además engañan a su Jefe, diciéndole que serán, como él lo declara ante la prensa y ciudadanía, para disminuir la delincuencia en las zonas de más problemas… se ve que el señor no tiene la menor idea del terreno materialmente hablando que pisaran estas unidades, y que sus nuevos elementos tienen cero experiencia en el manejo policial.

 

 

Y por último y como lo comentamos anteriormente, el sigue manteniendo como su asesor de imagen “Totalmente Palacio” al anterior Director de la Policía quien también gustaba disfrazarse de marinerito… perdón de falso policía, y ahora es totalmente palacio como el actual secretario quien seguro, si algún elemento llega sin rasurarse a la corporación sería el primero en arrestarlo, pero el sí puede, contraviniendo todos los reglamentos, disfrazarse como se le dé la gana a fin de no perder su gran look, por supuesto pagando con dinero de la comunidad a sus cuates que mantiene cerca de él, sin realmente tener, ni los estudios adecuados ni el perfil que Puebla necesita, obligando con esto, a que de nueva cuenta el Gobierno del Estado de Puebla tenga que apoyar al municipio y distraiga unidades y elementos que requiere el resto del Estado, porque tenemos mandos que no hacen bien su trabajo.

 

 

En fin que por lo pronto, seguiremos viviendo en nuestra bendita Puebla con una policía religiosa… y es religiosa porque solo nos ayudará….”Si Dios quiere”, porque los mandos no saben.

 

 

  ¿O no?

 

 

Juzgue Usted

 

 

[email protected]

 

 

 

Valora este artículo
(2 votos)
comments powered by Disqus