Martes, 07 de Julio del 2020

Ecoloco Vargas se pasa el semáforo rojo de la pandemia, no para de construir su hotel en el mero centro de Huauchinango

Jueves, 11 Junio 2020 02:46
Ecoloco Vargas se pasa el semáforo rojo de la pandemia, no para de construir su hotel en el mero centro de Huauchinango

El presidente municipal lleva meses en una supuesta remodelación de su propiedad pese a la contingencia sanitaria, expone a sus trabajadores a un posible contagio de COVID-19 en un municipio que ya suma 51 casos positivos y 15 defunciones

Carlos Rodríguez/Huauchinango

@Diario_Cambio



 


Gustavo Vargas Cabrera, presidente municipal de Huauchinango, construye un verdadero búnker en su hotel-restaurante a pesar de la pandemia del COVID-19, pues además de las remodelaciones también excavó un túnel dentro del mismo sin permisos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).


El edil no ha desaprovechado ni un momento de esta pandemia y ahora surge una situación en la cual debe intervenir el INAH para verificar si existen permisos para la exploración y la utilización de los supuestos túneles que pasan por el llamado jardín central de Huauchinango y obviamente por su hotel-restaurante que está en las escalinatas.


Vargas Cabrera lleva meses en una supuesta remodelación de su propiedad pese a la contingencia sanitaria, expone a sus trabajadores a un posible contagio de COVID-19 en un municipio que ya suma 51 casos positivos y 15 defunciones.


Después de la problemática de la recolección de la basura, ahora el Vargas Cabrera explora el subsuelo presuntamente sin permiso del INAH y del Sistema Nacional de Protección Civil, quienes deben dar su aval.


En una imagen que circula en las redes sociales, se puede apreciar algunos botes con tierra, material de excavación así como la iluminación de un túnel.


Personas de la tercera edad cuentan la existencia de túneles que pasan por la presidencia municipal, el Centro Conventual de Huauchinango, mismos que pasarían debajo de la propiedad del alcalde.


Comerciantes del primer cuadro de la ciudad se encuentran molestos porque Vargas Cabrera nunca cerró su hotel-restaurante y mucho menos paró su obra en plena pandemia; ahora los montículos de tierra son un riesgo para la ciudadanía.


Fuentes periodísticas señalan que es impresionante la gran cantidad de barro y piedras que están sacando del restaurante propiedad del presidente municipal, por lo que será necesario que presente documentos que acrediten los permisos correspondientes del INAH y del Sistema Nacional de Protección Civil.

  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto

  •