Tuesday, 24 de November de 2020

Jueves, 24 Diciembre 2015 10:10

Chupaductos, el talón de Aquiles del morenovallismo

El 2015 ha sido el año con más tomas clandestinas, desde la detención de chupaductos, hasta secretarios coludidos con la mafia. El escándalo terminó con el despido de Facundo Rosas, secretario de Seguridad Pública de la entidad.

  • Elvia Cruz/ @cruz_elvia

El 2015 fue el año en el que más tomas clandestinas se registraron en la historia de Puebla, cuya disputa de plaza generó hechos violentos, tales como balaceras, explosión de bodegas y ductos, además de la detención de dos altos mandos policiacos que derivó en el despido de quien fuera el secretario de Seguridad Pública, Facundo Rosas Rosas.

 

Tan sólo de enero a noviembre de este año, las autoridades dieron cuenta de 749 ordeñas a los ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex), 414 casos más en comparación con el año pasado que fueron 335 y que representa 80.9 por ciento más.

 

De los 217 municipios, Tepeaca sigue liderando la lista de los municipios en donde más actividad mantienen los chupaductos, ya que del total, en esta demarcación en donde gobierna el priista David Huerta, se presentaron 126 casos antes del cierre de este año, contra los 48 durante todo el 2014.

 

Los 10 hechos relacionados con la mafia en 2015

 

 

Uno de los hechos que puso a Puebla en los reflectores nacionales fue la detención del ex director de la Policía Estatal Preventiva en el estado, Marco Antonio Estrada López y Tomás Mendoza Lozano, jefe del Grupo de Operaciones Especiales (GOES) por militares, cuando presuntamente custodiaban 30 camionetas de mafias de ladrones de combustible en la localidad de San Felipe Tenextepec, perteneciente al municipio de Tepeaca, el pasado 14 de julio.

 

Este hecho derivó en la destitución de Facundo Rosas Rosas de la Secretaría de Seguridad Pública, ante acusaciones que lo inculpaban de actividades de protección a bandas de ladrones de combustible.

 

Actualmente, los dos mandos siguen bajo proceso en el ámbito estatal por los delitos cometidos en su calidad de servidores públicos.

 

 

Los presidentes municipales de Tochtepec, Marcos Pérez Calderón y de Cañada Morelos, Gaspar Rojas Torres denunciaron en septiembrepasado que fueron amenazados de muerte por bandas de ladrones de combustible, quienes les exigieron dejar “ordeñar” ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex) que cruzan por sus territorios.

 

Ambos dieron cuenta de los hechos al Gobierno del Estado, y pese a las llamadas intimidatorias que han recibido en más de diez ocasiones en lo que va de sus administraciones, descartaron reformar su seguridad personal.

 

En el caso de Pérez Calderón, detalló que literalmente le dijeron: “¿Cuánto quieres por dejar pasar mis vehículos? Déjame trabajar. Sabemos tu ruta y la de tu familia”.

 

En entrevistas por separado, los dos admitieron que la forma de operar de los chupaductos se ha vuelto “descarada” en el último año y que la vigilancia por parte del Ejército es escasa, pese a que estos municipios se ubican en la zona roja de tomas clandestinas.

 

 

El 1 de julio, tres hombres presuntamente relacionados con bandas de chupaductos fueron ejecutados con más de 300 impactos de armas de grueso calibre como R15. Los hechos ocurrieron  en la junta auxiliar de San Miguel Xaltepec, en Palmar de Bravo.

 

Según testigos, la balacera duró tres minutos frente a una tienda en donde los hombres habían acudido a comprar cervezas y desde una unidad en movimiento, otros fuertemente armados rafaguearon contra una camioneta Ford Lobo color rojo, que recibió al menos 200 impactos de proyectil de arma de fuego.

 

El agente del Ministerio Público realizó las diligencias del levantamiento de los cuerpos y se inició la carpeta de investigación 679/2015/ TECAM/CNPP.

 

 

 

 

La detención de una banda de chupaductos y el aseguramiento de combustible robado, detonó en un enfrentamientoentre pobladores y militares en la comunidad de San José Bellavista, perteneciente a Palmar de Bravo en la madrugada del 29 de octubre.

 

Los elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) fueron desarmados y gravemente heridos, cuando una muchedumbre intentó lincharlos. Al sitio arribaron más de 20 tanquetas con 120 castrenses que sitiaron todos los accesos de la comunidad, y aunque en un inicio trascendió que catearían casas para rescatar sus armas, sólo mantuvieron vigilancia y dos semanas después se retiraron, luego de recuperar sus equipos robados.

 

 

En los municipios de Palmar de Bravo, Quecholac, Tecamachalco, entre otros, se registraron diversos hechos violentos relacionados con tomas clandestinas. Por ejemplo, el 10 de diciembre pasado murieron intoxicados dos hombres y una mujer dentro de una bodega al inhalar el combustible gasificado dentro de un sótano en el que almacenaban lo “ordeñado” de un oleoducto que cruza a menos de un kilómetro del lugar. Los hechos también ocurrieron en San Miguel Xaltepec, perteneciente al municipio de Palmar de Bravo.

 

El 11 octubre, una fuerte explosión ocurrió a la altura de la localidad denominada “La Venta Chica”, a unos cuatro kilómetros de Huauchinango, cuando una banda hurtaba gasolina de uno de los ductos y que debido a causas desconocidas explotó, dejando como saldo un ladrón completamente calcinado.

 

 

De acuerdo con la información de Pemex, Tepeaca se ubica en el cuarto lugar a nivel nacional con más casos de robos a ductos, sólo después de Altamira, Tamaulipas, Irapuato, Guanajuato y Huimanguillo, Tabasco.

 

Durante 2014 acaecieron 335 “ordeñas”, principalmente en los ductos que cruzan en Tepeaca con 48, 46 en Acajete, 34 en Acatzingo, y un número similar en Quecholac, 32 en Amozoc, 21 en Palmar de Bravo.

 

De los 217 municipios, el municipio siguió liderando en 2015 con 126 hechos hasta antes del cierre de año.

 

 

A mediados de diciembre, el actual secretario de Seguridad Pública, Jesús Rodríguez Almeida, dio cuenta que en este año fueron asegurados 800 mil litros de combustible robado, y que no hay un número exacto de personas detenidas.

 

El sucesor de Facundo Rosas -acusado de haber brindado protección a esta mafia- ha asegurado que no hay tolerancia dentro de la corporación hacia policías cómplices.

 

 

En la madrugada del pasado 16 de diciembre,más de 100 mil litros de combustible se derramaron a consecuencia de una toma clandestina que se salió de control en Acatzingo. El hecho estuvo a punto de generar una explosión y algunas familias fueron desalojadas, debido a que personal de Pemex tardó más de 12 horas para controlar el problema.

 

Algunos lugareños se acercaron a los predios en búsqueda de captar litros del líquido regado sin tener éxito, debido a que la zona fue acordonada por elementos de los tres niveles de gobierno.

 

 

El delegado de la PGR en Puebla, Efraín Alonso Gastelum dio a conocer que al cierre de 2015 sumaron 200 detenidos relacionados con mafias de “ordeñadores” a ductos de Pemex, además de 25 inmuebles asegurados.

 

El funcionario reconoció a mediados de diciembre que en el estado hay una alta incidencia  en el robo de hidrocarburos.

 

 

Tania T., la ex policía judicial que fue detenida a mediados de septiembre por participar en un asalto a dos cuentahabientes, fue vinculada con la balacera de Santa María Zacatepec, registrada en agosto del 2012, donde murieron cuatro hombres relacionados con la compra y venta de combustible robado. (Con información de Augusto Simón V.)

 

 

Last modified on Jueves, 24 Diciembre 2015 11:44