Thursday, 22 de April de 2021

Jueves, 11 Junio 2015 02:39

La inanición del PRD en Puebla




Written by  Julian Germán Molina

El partido que fundó López Obrador no sólo le quitó poder político al Partido de la Revolución Democrática en el DF, sino que en algunas entidades donde tenía presencia significativa, lo hizo a un lado.


De acuerdo con los datos del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), en el estado, Morena logró más de 153 mil votos, siendo la zona metropolitana de la capital y Cholula su principal fuente de sufragios, mientras que los perredistas se quedaron con 82 mil 955, situación por la cual cayó en las preferencias electorales.

 

En otras palabras, el Movimiento de Regeneración Nacional casi dobló las preferencias electorales del PRD.

 

Otro dato que refleja la debacle estrepitosa del perredismo, es que de las 32 entidades, Morena aventajó al Partido de la Revolución Democrática en 18.

 

Quedó demostrado que, para ganar, los panistas y perredistas en Puebla se necesitan unos a otros. El “flamante” operador morenovallista, el ex secretario general de gobierno, Luis Maldonado Venegas, fue el primero en anunciar el reencuentro entre “su partido” y los aliados del gobernador este año.

 

Pero, ¿por qué no operó Maldonado para el PRD en la entidad?

 

Los candidatos “cercanos” a Moreno Valle perdieron frente a la coalición PRI-PVEM, mientras que Maldonado sí logró una diputación por la vía plurinominal, al ser el número tres en la lista del Sol Azteca en la circunscripción cuatro (Puebla, Guerrero, Morelos, Tlaxcala y DF).

 

Los aliados morenovallistas del PRD, sí le aseguraron un lugar a Luis Maldonado, mientras éste no quiso (tuvo otras prioridades) o no pudo asegurarle algo al partido que lo llevará a San Lázaro.

 

Otro que se aferra al hueso es el dirigente municipal panista, Pablo Rodríguez Regordosa. Tan sólo en la capital, el “tres de tres” de Acción Nacional quedó en 3 de 4 distritos perdidos para los panistas (hoy se define el 11, con el “voto por voto, casilla por casilla”). Después de la debacle blanquiazul en Jalisco, su presidente anunció que renunciará.

 

Dudo mucho que Gustavo Madero o Rodríguez Regordosa tengan la dignidad suficiente para tomar esa ruta. Ahora que los panistas de cepa anuncian un ajuste de cuentas contra Madero, no estaría de más que “Pablito” ponga sus barbas a remojar; y es que mientras uno quiere ser candidato a la presidencia y el otro dirigente estatal (en lugar de Micalco), Acción Nacional obtuvo su peor resultado de los últimos 25 años, aunque ambos intenten defender los resultados.

 

No pueden negar la realidad: los estados donde gobiernan panistas (Guanajuato y Baja California Sur) ganó el PAN; en donde gobiernan coaliciones (Sonora y Puebla), perdieron.

 

 

 

 

 

Rate this item
(0 votes)
comments powered by Disqus