Friday, 19 de July de 2019


Luis Maldonado hace maletas nacionales para Nueva Alianza




Written by 

Los diputados poblanos se fueron de la legislatura local por la puerta de atrás, disfrazados de monjes y en día domingo y aunque aprobaron la reforma energética que les mandaron a aprobar desde mero arriba, sólo Dios supo si de veras tuvieron tiempo, cuando menos, de hojearla. No lo creo. Es mucho pedir. Nunca les gustó leer, ni tampoco oponerse a lo arbitrario.

Un mal día, para el pueblo, llegaron levantando dedos y levantando dedos se fueron. Ya no los vamos a ver. Que el Creador los bendiga y los redima, y les dé fuerzas (muchas fuerzas, hartas fuerzas) para caminar por la vida con la frente en alto sin sentir remordimientos de conciencia por haberle fallado al que los puso allí: el votante.

 

 

A esta hora del día, los inversionistas privados y los grandes consorcios internacionales especializados en la perforación, extracción, refinamiento y venta de hidrocarburos estarán descorchando las botellas de champán y diciendo ‘salud’ por la aprobación de cuando menos 16 congresos estatales, entre ellos el nuestro, tal y como lo exige el artículo 135 de la Constitución, para que la Reforma Energética tenga validez. Pero allá ellos y su mala cabeza por haber hecho añicos la historia.

 

 

No me gusta mezclar temas en mis columnas por creerlo de mal gusto. Sin embargo, por ser la última de mis entregas antes de partir al acostumbrado retiro espiritual decembrino, me veo forzado a romper la regla. Pocos lo han notado, pero el esperpento de Reforma Electoral aprobado antes de la energética contempla dos perlas dignas de platicarse en el café y con tiempo suficiente.

 

 

Una de ellas, es que el Instituto Nacional de Elecciones (INE) deberá vigilar desde el año entrante, con una lupa más grande, lo relativo al tiempo que contratan los políticos, gobernantes y aspirantes a cargos de elección tanto en radio como en televisión, incluyendo también la compra de coberturas informativas casuales. ¿Y eso con qué se come?, se preguntarán. Bueno, eso quiere decir que los gobernadores, amantes cativos de la publicidad nacional, sobre todo los que quieren ser presidentes de la república, deberán ser más recatados con el gasto en medios. TV principalmente.

 

 

Otra perlita es que si el gasto de equis gobernador en proyección nacional, el que sea, por decir el de Puebla, rebasa lo permitido por la ley en su carácter de servidor público, es muy probable que aunque pretenda ser candidato para sustituir a Enrique Peña Nieto, pierda su derecho de elegibilidad. Ojo. No confundirlo con el porcentaje de 5 por ciento de rebase de tope de campaña para anular el triunfo de un candidato.

 

 

Hasta la vista, feliz Navidad y mejor Año Nuevo. La probabilidad de que el secretario general de gobierno, Luis Maldonado, se retire del cargo después del próximo informe de gobierno de Rafael Moreno Valle es muy alta. En las entrañas del poder se dice que se incorporara por poco tiempo a un organismo descentralizado del gobierno federal para después asumir la dirigencia nacional del Panal en sustitución de Luis Castro. De confirmarse la especie se convertiría en el primer político contemporáneo en dirigir dos partidos nacionales distintos: Convergencia y Nueva Alianza. Salud.

 

 

 

Rate this item
(1 Vote)
comments powered by Disqus