Viernes, 06 de Diciembre del 2019
Lunes, 09 Septiembre 2019 02:47

La sustitución del PANAL

La sustitución del PANAL Escrito Por :   Gabriel Sánchez Andraca

Doña Elba Esther Gordillo, ‘La maestra’, ex dirigente ‘vitalicia’ del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, fue la creadora y propietaria del Partido Nueva Alianza, que aunque se decía que era el partido del magisterio mexicano, en realidad nunca lo fue. Ese partido perdió su registro en las pasadas elecciones federales pues no obtuvo los votos necesarios para mantenerlo de acuerdo con la ley.


 

La maestra no pudo impedirlo pues estaba detenida desde hacía algunos años por acusaciones que no pudieron probarse, pues intencionalmente fue acusada de delitos como delincuencia organizada y otros que en realidad no iban con ella. No aparecieron nunca acusaciones como enriquecimiento inexplicable, manejo indebido de dineros del sindicato de maestros, etcétera, que tal vez la mantendrían aun en prisión, pero bueno, lo cierto es que ya en libertad doña Elba Esther,  auto-llamada ‘guerrera’, decidió crear un nuevo partido para sustituir ‘al que se fue’ y ayer se realizó la asamblea constitutiva en el estado de Puebla, en el Country de San Manuel, del partido que se conoce como Redes por México.

 

La asistencia fue buena: unas cuatro mil personas provenientes de todo el estado se reunieron en el lugar mencionado, según testigos. Antes se había realizado un trabajo entre ciudadanos de todos los sectores para que aceptaran inscribirse en la nueva organización política y quienes hicieron esa labor fueron muy entusiastas.

 

Nos informaron que ‘La maestra’ no estuvo presente pero que estuvo en Puebla y tuvo una reunión privada con los organizadores de la asamblea, de cuyos acuerdos no se dio información.

 

Los partidos políticos mexicanos están atravesando por una gran crisis que afecta la vida del país y tiene repercusiones en la economía y en la vida social. Los problemas que México confronta se deben, en gran parte, a la falta de partidos políticos con ideología, con estructura, con organización. Los mejor librados son Morena, el PRI, el PAN y el PRD, que lo han perdido todo: han perdido su ideología, aunque ellos digan que no; han perdido gran parte de su militancia; tienen una endeble estructura y consiguientemente carecen de organización.

 

Se dice que los partidos políticos deberían ser como los ejércitos: ordenados, disciplinados y encabezados por gente capaz, experta en el oficio político y con gran sensibilidad social, además de ser patriotas.

 

Ningún partido cuenta con esos requisitos, todos están divididos, todos carecen de líderes, han perdido su ideología y muy pocos militantes tienen patriotismo y sensibilidad social.

 

Ojalá que el proyecto de este nuevo partido sea algo realmente nuevo que ayude a sacar al país de la crisis que confronta en todos los órdenes: político, económico y social, y no que contribuya a hundirlo más.

 

Morena, el partido que ahora está en el poder, sigue siendo fuerte por el número de militantes que a nivel nacional siguen a López Obrador y a nivel local a Luis Miguel Barbosa, el gobernador, que cada día convence más a quienes no lo conocían como un buen político. Pero tiene presidentes municipales, diputados locales y diputados federales de muy mala calidad, que han provocado en mucha gente una decepción por su actuar, por la forma en que se comportan como funcionarios públicos. Y es que todavía no se conforma como partido. Sigue siendo Movimiento, pero ya va en camino de renovar su dirigencia nacional y el más viable, según se dice, es el diputado Mario Delgado, coordinador de la bancada de Morena en la Cámara respectiva y cuya actuación demuestra que tiene oficio y además carisma.

 

Ojalá los partidos que han sido tradicionales se decidieran a reorganizarse, a reestructurarse para desempeñar un mejor papel, pero no se ve que haya esa intención. Mientras reciban los subsidios millonarios que reciben y nadie les exija resultados, seguirán igual. Debe haber alguna autoridad que exija resultados a los partidos, pues es muy elevada la cantidad que sale del erario público para su sostenimiento y para sostener el aparato electoral del país, gasto que no justifica los resultados.

 

Hay partidos de alquiler, es decir, se alquilan como aliados en elecciones locales y nacionales, no lanzan candidatos propios porque no tienen de dónde sacarlos y lo único que buscan es obtener el tres por ciento de la votación para mantener su registro y con ello ‘la beca’ que les otorga el Gobierno federal y las ‘bequitas’ que les dan los gobiernos estatales, que también son importantes.

 

Concurrido y sentido homenaje luctuoso rindió el PRI al profesor Moisés Carrasco Malpica, quien fuera uno de sus dirigentes estatales, la semana pasada.

 

El profesor Carrasco Malpica fue un leal y entusiasta dirigente de su partido en los tiempos del gobernador Guillermo Jiménez Morales.

 

Como maestro tuvo un muy buen desempeño durante toda su carrera en diversas instituciones, habiendo sido subdirector y luego director del centro escolar Guadalupe Victoria de Chignahuapan. Siempre estuvo muy cercano al profesor Jorge Murad Macluf, tanto en las labores magisteriales como en las políticas.

 

Priistas de aquélla época y de la actual estuvieron presentes en el acto organizado por el actual presidente del partido, Lorenzo Rivera Sosa.

 

comments powered by Disqus
WAN-IFRA (3)
Gobierno del Estado
Haras Barca
  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto

  • archivo historico