Sábado, 07 de Diciembre del 2019

Esparza no puede con la torre de Rectoría: lleva retraso de 3 meses

Lunes, 02 Diciembre 2019 02:12
Esparza no puede con la torre de Rectoría: lleva retraso de 3 meses

El rector Alfonso Esparza Ortiz incumplió otra vez con el plazo para finalizar la torre de Rectoría, pues dicha obra apenas tiene un avance del 60 por ciento y debió estar inaugurada desde octubre pasado. El proyecto tiene una inversión de 238 millones de pesos, está a cargo de la empresa GN Desarrollos SA de CV, que fue ganadora de un proceso de adjudicación cerrado, pues fue por invitación a tres o más empresas.

Iván Reyes

@_ivan_reyes



 


El rector de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), Alfonso Esparza Ortiz, incumplió el plazo para finalizar la torre de Rectoría debido a que tiene un avance del 60 por ciento y debió estar inaugurada en octubre pasado. La obra de más de 238 millones de pesos está a cargo de la empresa GN Desarrollos SA de CV, que fue ganadora de un proceso de adjudicación cerrado.


De acuerdo con un recorrido realizado por CAMBIO, la obra ubicada dentro de Ciudad Universitaria presenta un avance de alrededor de 60 por ciento, pues si bien la mitad de abajo de la torre ya tiene inclusive los aspectos estéticos de la fachada, aún falta la instalación eléctrica, la colocación del elevador, los cristales que rodean la obra y el inmobiliario.


Por ello, trabajadores de la construcción adelantaron a esta casa editorial el pasado 26 de agosto que la torre quedará lista hasta 2020, entre los meses de febrero y marzo.


Sin embargo, tres días después Esparza Ortiz aseguró que la nueva rectoría quedaría finalizada para el mes de octubre, es decir, antes de su segundo informe de labores al frente de la BUAP, esto pues según él únicamente le faltaba un piso por construir.


No obstante cumplido el plazo que dio la obra, para los primeros días de octubre presentaba apenas un avance del 50 por ciento pues faltaban aún muros y estructura del techo por colocar.


Cabe destacar que la torre de Rectoría fue incluida en la glosa del segundo informe de labores del titular de la BUAP como un logro, situación por la cual una alumna Consejera Universitaria de la Facultad de Filosofía y Letras se abstuvo de votar a favor, pues consideró la obra no debió ser incluida como logro sino hasta en el Tercer Informe en 2020.


Pago de 238 millones a GN Desarrollos mediante Adjudicación Cerrada


De acuerdo con la Unidad de Transparencia, la obra de la torre de Rectoría le fue entregada mediante un Proceso de Adjudicación Cerrada a la empresa GN Desarrollos SA de CV, compañía que presume en su página web haber participado en la realización del Centro Integral de Servicios Atlixcayotl (CIS) y la Mantarraya de los Fuertes de Loreto, ambas obras del morenovallismo.


Esta empresa cuyos apoderados legales son Jorge García Narro y Juan Ignacio García Narro, firmaron un contrato por 238 millones 36 mil 539.23 pesos para hacerse cargo de la obra.


Dicho contrato fue firmado el pasado 1 de abril de 2019, y en este se detalla que la obra debe completarse en un lapso de 180 días, es decir debía finalizar el 30 de septiembre de 2019, plazo que fue rebasado hasta el día de hoy.


Además está firmado por el administrador de la empresa y por Jorge Antonio Rodríguez y Morgado, director de Infraestructura y Presidente del Comité Universitario de Obras y Servicios de la BUAP.


Cabe destacar que en el proceso de adjudicación cerrado participaron cinco obras, cuatro de ellas poblanas, Trans Construcciones, 480 Edificaciones, Constructora Akrops y Constructores Artevek, resultando ganadora la única de otro estado, pues GN Desarrollos corresponde al estado de Coahuila.


La torre de Rectoría


De acuerdo con el contrato DIE AI 101 190301, la empresa GN Desarrollos sería la encargada de los trabajos de instalación en cancelería exterior es decir los cristales que adornan la fachada de la construcción.


Estructura metálica de 17 pisos y dos sótanos de estacionamiento, los cuales de acuerdo con la opinión de los trabajadores fue lo que más problema representó.


Cuenta con ocho  elevadores para uso del personal y alumnos, mismos que no han sido colocados, además de dos escaleras de emergencia para salida y acceso al inmueble denominado Edificio Torre de Gestión Académica y de Servicios Administrativos, es decir, la nueva rectoría.


Cabe resaltar que en noviembre de 2018 la obra se vio afectada por un percance, pues se incendió el último piso debido a la brasa de una fogata extinguida mezclada con el oxígeno de una planta para soldar, por lo cual elementos de Bomberos del Estado tuvieron que implementar acciones para controlar las llamas.


En ese entonces Alfonso Esparza Ortiz aseguró que en el incidente no hubo lesionados, sólo pérdidas materiales mínimas que no afectarían su entrega para mayo de 2019, como afirmó en una entrevista  en días posteriores al incendio.

archivo historico