Miercoles, 23 de Octubre del 2019
Viernes, 19 Octubre 2018 01:41

La nueva imagen de la ciudad: match o missmatch

La nueva imagen de la ciudad: match o missmatch Escrito Por :   Yaxa Michel

Junto con la toma de protesta del nuevo gobierno del municipio de Puebla, llegó la nueva imagen de la ciudad. Con el slogan de “Ciudad incluyente” y una campaña con mensajes como “Somos reconciliación”, “Somos igualdad” y “Somos diversidad” se inaugura la nueva administración.


 

En general, el proyecto de city marketing, branding y comunicación de la nueva imagen de la ciudad me parece de muy alta calidad. Sin embargo, queda la duda de si refleja la identidad real del poblano o si es un tema aspiracional.

 

Puebla es reconocida como una de las ciudades más conservadoras del país; pero eso no quita que su crecimiento la haya transformado. Puede que las agendas de la ciudadanía ahora sean más progresistas o al menos más tolerantes. Sin embargo, desde afuera contrasta el nuevo slogan de la ciudad de inclusión con la percepción conservadora de la ciudad.

 

Yo me imagino que, para lanzar dicha campaña, antes se hizo labor de investigación para asegurarse de que la identidad de la ciudad coincidiera tanto con los valores de los ciudadanos como con la agenda de trabajo de la nueva presidenta municipal.

 

Otro tema interesante de la nueva imagen de Puebla es el establecimiento de prioridades de gobierno. En las etapas de planeación de una estrategia de city marketing se establece el distintivo de la ciudad y este puede ser sobre políticas públicas, movilidad y transporte, trabajo, eventos, entre otros.

 

Al definirse como ciudad incluyente, nos dicen que la prioridad del gobierno es impulsar las políticas públicas que hagan de Puebla una ciudad incluyente, porque ahorita no se siente como si lo fuera,  o más bien, ¿la interpretación correcta será que el gobierno será incluyente, de reconciliación, igualdad y diversidad?

 

La importante diferencia es que una es de adentro hacia afuera y la otra al revés. O sea, muy diferente es que la sociedad poblana sea incluyente y se identifique con el valor de inclusión y otra que el gobierno imponga esa agenda o ese valor en una sociedad que es conservadora.

 

Invertir en la imagen institucional de la ciudad nos hace notar el cambio de administración y de partido en el gobierno. Ayuda a crear nuevos vínculos o renovar los vínculos con la ciudad en la que vivimos. Lo que no se debe olvidar es que el cambio de logotipo no genera esos vínculos por sí mismo, son las acciones de gobierno y su interacción con la ciudadanía las que la dotan de contenido.

 

Deseamos, de todo corazón, que la nueva gestión sea exitosa y logre llenar de contenidos positivos a la nueva imagen de la ciudad para que al final haya una concordancia entre lo que representa la imagen de la ciudad con lo que en realidad es. ¿Match o missmatch

 

comments powered by Disqus