Viernes, 06 de Diciembre del 2019
Viernes, 26 Octubre 2018 02:49

Morenistas van por el botín

Morenistas van por el botín Escrito Por :   Yaxa Michel

López Obrador hizo soñar a muchos mexicanos. Soñar con un México en el que era posible que nuestros políticos actuaran con moralidad, sin corrupción, sin violencia.


 

Lograr despertar la confianza para creer que ese sueño es realidad no es cualquier cosa. Se requiere claridad, constancia y una extraordinaria forma de comunicar.

 

Pero, mientras se acercan los días para que tome protesta, todos los ingenuos que creyeron en este sueño, todos los desilusionados de la política que confiaron en que las cosas podían cambiar, todos los asqueados por la falta de moralidad de los gobernantes que asumieron que el “ejemplo” de AMLO sería suficiente para cambiar una cultura, se desmoronan.

 

Esto es una verdadera simulación, una burla. Lo que parece que va a imponerse es la concentración de poder y el autoritarismo disfrazado de voluntad del pueblo. Será un sexenio lleno de manipulación.

 

Se trata de fingir sinceridad y moralidad, de pretender que te importan las justificaciones técnicas, de mostrar sensibilidad y apertura cuando de todos modos van a hacer lo que quieran, como siempre. El único fin es ganar.

 

Lo que van a seguirse fomentando es la división, el odio (que es más poderoso que el amor) para poder atacar y golpear y montar un show constante. Así puede distraer a los medios con declaraciones escandalosas, señalamientos y discusiones llenas de actores y de frentes; mientras avanzan en su agenda legislativa acumulando poder.

 

Y esto no es una teoría de la conspiración. Es una estrategia, es un modus operandi. Buscan crear nuevas élites y desplazar a las anteriores: que predomine el nuevo poder político. Pero esta vez la poda no sólo es de políticos, también es de los grupos de poder económico.

 

Todo el tema del aeropuerto es que no van a gastar parte del presupuesto en contratos que les llenan las arcas a sus enemigos, al grupo perdedor. Les arde ganar y pagarle a los perdedores. Es el egoísmo y la avaricia de quererse quedar también con ese pastel.

 

No están buscando ser justos, ser dignos y honorables. Están buscando aplastar a los que por años los oprimieron, los hicieron ver como criminales, los persiguieron y en muchos casos hasta sus bienes les quitaron. Hay mucho rencor.

 

Van por todo y quieren negociar, pero suciamente, sin verse a los ojos, sin apretón de manos o con ‘changuitos’ en la espalda. Todo va a estar a la venta (como antes), pero dispuesto a revenderse varias veces hasta que todas las manos reciban algo.

 

Mientras usted y yo creemos que lo que se discute es legítimamente qué es lo mejor para el país, la pugna sigue siendo el botín, la ‘lana’, y no para ‘el pueblo’, para la nueva casta gobernante que tumbó a los de arriba y sólo los va a sustituir, pero no piensa cambiar nada (en una de esas hasta lo empeora).

 

comments powered by Disqus