Viernes, 15 de Noviembre del 2019
Viernes, 09 Febrero 2018 03:07

El cielo se nubla para el morenovallismo y el Tridente se rompe

El cielo se nubla para el morenovallismo y el Tridente se rompe Escrito Por :   Arturo Rueda

Terremoto tras terremoto el morenovallismo se sacude. Después de López Obrador y la detención de Vergara, llegó el audio difundido por Violeta Lagunes y potenciado por Reforma para probar los vínculos financieros. Pero el interlocutor de Vergara en la conversación, Eddy Gali, hermano del gobernador, agravó todo


Flota en el ambiente de los rumores palaciegos la versión de que la detención del potentado huauchinanguense Juan Vergara Fernández, así como la pujante campaña mediática para vincularlo a Rafael Moreno Valle y otros de sus empresarios beneficiados, es la respuesta del Gobierno federal a la ruptura de acuerdos que hizo el poblano para negarle apoyos a Ricardo Anaya y comprometer por lo menos 800 mil votos para Pepe Meade.

 

Al margen de la presencia de López Obrador y el violento golpeteo al proyecto de reelección conyugal, la detención de Juan Vergara enturbió todo el proceso político al interior del morenovallismo. Por si fuera poco, la difusión de uno de los cientos o miles de audios que le fueron robados a Eukid Castañón llevó a Antonio Gali a tomar la decisión más dolorosa pero higiénica de su gobierno: sacar a su hijo Tony Gali López de la contienda al Senado que ya había amarrado con Anaya.

 

La detención de Vergara cimbró al interior del morenovallismo por sus ligas financieras directas al grupo, pero porque el manejo mediático del Gobierno federal afectó más a los poblanos que a Carlos Joaquín, de quien era secretario de Finanzas. En los medios nacionales nadie habla del gobernador de Quintana Roo pero todos hablan de Moreno Valle. ¿Cómo pasó esto? Pues porque alguien movió el tema hacia Puebla y no hacia la entidad del sureste donde el gobernador anda muy tranquilo.

 

¿Quién tiene ese poder? Pues los mismos que ordenaron su detención, Los Pinos. La Procuraduría General de la República, institución que primero hizo alarde de su captura por lavado de dinero y su posterior liberación, ya que ese delito no recibe prisión preventiva oficiosa aunque el monto sea por 50 millones de pesos. Lo que la PGR quería era levantar la polvareda y sembrar la duda de quiénes son los otros involucrados en la carpeta de investigación, así como los vínculos de las empresas fachadas que facturaron y transmitieron los recursos a las cuentas de Vergara. ¿Poblanos?

 

Terremoto tras terremoto el morenovallismo se sacude. Después de López Obrador y la detención de Vergara, llegó el audio difundido por Violeta Lagunes y potenciado por Reforma para probar los vínculos financieros. Pero el interlocutor de Vergara en la conversación, Eddy Gali, hermano del gobernador, agravó todo.

 

¿Por qué? Porque ese audio es producto del espionaje ordenado por Eukid a la familia Gali. Ya sabe que el operador de los espías chinos trató como enemigos a sus amigos, y no se tentó el corazón en grabar al hoy gobernador, su esposa, sus hijos y sus hermanos. Embriagado de poder, perdió el control de los espías chinos, los audios fueron robados y hoy circulan sin control entre los enemigos del morenovallismo. ¿O cómo llegó esa conversación a Lagunes?

 

El escenario luce pavoroso.

 

De un lado, la agresividad de López Obrador que lanza presagios funestos.

 

Del otro, la ruptura de acuerdos con Meade que se traduce en la detención de Vergara, un primer apretón del que pueden venir más.

 

Luego, los audios robados a Eukid que provocarán un ‘baño de mierda’ para todos lados. Ya hasta un Gali salió salpicado sin ser beneficiarios de los tratos financieros.

 

Una candidata que no mide el nivel de su rival.

 

Un candidato presidencial que supuestamente está en su bando, pero que en realidad los odia y desea aniquilarlos.

 

Qué necesidad hay de pelearse con todos al mismo tiempo, seguramente ha reflexionado Gali Fayad.

 

Lo más escéptico parece ser romper el Tridente y sacar a Gali López de la candidatura al Senado. Mucho menos aceptar la segunda fórmula.

 

Que se queden solos Martha Erika y Lalo.

 

Gali Fayad va a cumplir su compromiso de neutralidad. Ni tiene por qué comprar el pleito con López Obrador, ni traicionar a Meade, ni jurarle falso amor a Anaya.

 

Que se ‘rasquen con sus uñas’ porque lo peor está por venir. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

comments powered by Disqus