Viernes, 07 de Agosto del 2020
Jueves, 20 Septiembre 2018 04:59

Gracias magistrados del TEPJF por ordenar el recuento total de votos

Gracias magistrados del TEPJF por ordenar el recuento total de votos Escrito Por :   Arturo Rueda

Personalmente creo que el TEPJF no pudo tomar mejor decisión: abrir toda la paquetería electoral y que pase lo que tenga que pasar. Esto es, que se confirme la votación a favor de Martha Erika, se reduzca significativamente su ventaja, o hasta que Barbosa dé la voltereta. Pero ya, que se acabe la incertidumbre en Puebla y se retome el orden institucional roto por el conflicto poselectoral y las denuncias por fraude


El súbito estallido de triunfalismo mezclado con euforia que produjo entre los simpatizantes de Luis Miguel Barbosa y los malquerientes del morenovallismo —no se sabe quiénes son más—la resolución de la Sala Superior del TEPJF que ordenó un recuento total de votos en la elección de gobernador de Puebla, se apagó a la misma velocidad con la que el propio ex candidato de Morena, así como el maestro Manzanilla, expresaron su desazón.

 

Uno no entiende porqué el desánimo expresado por Barbosa y por Manzanilla si un recuento total de votos es la oportunidad perfecta para iniciar una ‘Operación Remontada’, como aquellas que monta el Real Madrid cada vez que va bastantes puntos más atrás que el Barcelona en la Liga Española.

 

Barbosa, que una y otra vez ha cambiado su versión de cómo se ejecutó el supuesto fraude, sigue atrás de Martha Erika Alonso por 122 mil votos, pero un recuento total voto por voto, casilla por casilla, le permitiría remontar algunos miles, o hasta dar la voltereta a la contienda. ¿No impugnó para eso la resolución del Tribunal local que negó ese recuento en los 26 distritos?

 

Personalmente creo que el TEPJF no pudo tomar mejor decisión: abrir toda la paquetería electoral y que pase lo que tenga que pasar. Esto es, que se confirme la votación a favor de Martha Erika, se reduzca significativamente su ventaja, o hasta que Barbosa dé la voltereta. Pero ya, que se acabe la incertidumbre en Puebla y se retome el orden institucional roto por el conflicto poselectoral y las denuncias por fraude.

 

Sin embargo, Barbosa ya se dio por derrotado nuevamente en ese recuento. El ex senador, lejos de festejar, se vio incómodo, como si le hubiera salido un grano en el…. Esa inconformidad se entiende porque casi, casi, los magistrados del TEPJF le han dado la razón: en la elección de gobernador hay inconsistencias, falta de certeza en cómputos distritales.

 

Pero ese casi, casi, es lo que le provoca la incomodidad, porque del ‘plato a la boca se cae la sopa’. Con esas inconsistencias, ausencia de certezas, los magistrados del TEPJF ya pudieron perfilar la anulación, así, sin trámites. Era el argumento perfecto. Pero ahora, por unanimidad de los magistrados, el morenovallismo tiene la oportunidad de limpiar su legitimidad y fortalecer la legalidad de la elección.

 

Contrario al pesimismo que se diseminó en Morena, en el morenovallismo se desató totalmente lo contrario: euforia con el recuento total de los votos. Martha Erika de inmediato festejó en su cuenta de Twitter, ‘Max’ Cortázar salió a dar rueda de prensa, Marko Cortés felicitó la resolución. Hasta parecía que ellos habían promovido el recuento total de los votos.

 

En corto, los morenovallistas expresaron su alegría porque, afirman, ya se recontó el 40 por ciento de los paquetes y la ventaja de Martha Erika creció. Tienen todas sus actas y aseguran que no hay forma de que se produzca un vuelco, ni siquiera que la ventaja de 122 mil votos se reduzca.

 

Quizá lo mismo sabe el war room de Barbosa, quien se amarró el dedo de una vez cuando dijo, en redes sociales, que no hay certeza en la elección aunque se practique el recuento. “El material electoral de la elección de gobernador que será objeto de nuevo cómputo ha estado bajo la custodia y control de los mismos pillos del IEE y de los consejos distritales”, escribió en Twitter.

 

Más o menos en los mismos términos pesimistas se expresa el maestro Manzanilla, a quien le duró poco la euforia del estudio bodrio que le pagó a unos académicos de la Ibero. “Mi pronóstico es que esos paquetes están ya alterados y confirmarán los resultados “oficiales”. Sin embargo, creo que el recuento arrojará luz sobre más irregularidades que seguirán abonando a la anulación. Al tiempo”, me escribió en un tuit tras un largo día de polémica por el estudio que pagó a los académicos de la Ibero con buen sentido del timing.

 

Ese “casi” que molesta a Barbosa tiene un motivo: los magistrados concedieron el recuento total que iniciará el próximo lunes, pero no le dieron el elemento más importante que impugnó: la ruptura de la cadena de custodia del material electoral. El resguardo de la paquetería, según los magistrados del TEPJF, ha sido correcto y legal.

 

Se trata de un silogismo simple: si la cadena de custodia no se ha roto, el principio de certeza puede recuperarse realizando un nuevo conteo. Ese silogismo golpea el núcleo de la impugnación de Barbosa, pues sin forma contundente de demostrar el fraude, una y otra vez construyó su edificio de mentiras en la falta de “certeza”.

 

Pesimismo de un lado. Sonrisas del otro.

 

Todo parece claro, pero que vea el que quiera ver, como dice la Biblia.

 

comments powered by Disqus