Viernes, 30 de Julio del 2021

Puebla suma 150 intentos de linchamiento en lo que va del año

Martes, 11 Septiembre 2018 02:44
Puebla suma 150 intentos de  linchamiento en lo que va del año

Además de 15 linchamientos consumados, el último, el del tío y sobrino confundidos por robachicos en Acatlán. El último intento se registró contra un funcionario de Serdán, señalado de robar un vehículo, que tuvo que ser rescatado por efectivos policiales

Carlos Cózatl

@cr_cozatl



Desde el linchamiento de Ricardo y Alberto Flores, tío y sobrino en Acatlán de Osorio al ser confundidos con ‘robachicos’, en el estado se han registrado al menos cuatro intentos de linchamiento más, el más reciente fue contra un funcionario de Ciudad Serdán, quien fue señalado del robo de un vehículo en Acatzingo, con esto suman un total de 15 linchamientos y al menos 150 intentos en lo que va del año.


Sin un juicio, la población de diferentes localidades ha tomado la justicia por propia mano, debido al hartazgo social que ha generado la deficiente aplicación de Sistema de Justicia Penal Acusatorio (SJPA), ocasionando que las autoridades señalen que la justicia se ha convertido en una ‘puerta giratoria’ para los delincuentes.


Sin embargo, el número de víctimas no se ha incrementado debido a dos cuestiones, ya sea por la intervención de las autoridades, o porque los vecinos sólo ‘escarmientan’ a los delincuentes para después entregarlos a la policía.


En nueve meses se registran 150 intentos de linchamiento


De acuerdo con el secretario de Seguridad Pública, Jesús Morales Rodríguez, hasta el pasado 29 de agosto las autoridades habían logrado disuadir a la población de cometer 146 linchamientos, quedándose sólo en intentos, gracias a la aplicación de los protocolos de seguridad instalados por el Gobierno del Estado.


Sin embargo, esto no evitaba que los ladrones fueran amarrados, despojados de sus ropas, golpeados y humillados para ser escarmentados por los vecinos de las localidades de la capital y demás municipios para que no volvieran a incidir.


Luego de la muerte de Alberto y Ricardo Flores, quienes fueron golpeados y calcinados por los habitantes de la junta auxiliar de San Vicente Boquerón tras ser confundidos con secuestradores de menores, han sido evitados al menos cuatro linchamientos.


Uno de ellos horas después de los sucesos de Acatlán de Osorio, donde un sujeto fue detenido por su presunta participación en el robo de un vehículo en la comunidad de Chachapa, siendo detenido por los vecinos de la calle Perla, a unas 10 calles del centro de la localidad; fue golpeado y entregado a las autoridades.


El segundo caso se dio en el municipio de Huauchinango durante el pasado fin de semana, donde tres sujetos, entre ellos un menor de edad, fueron acusados del robo a una casa habitación en la localidad de Tlacomulco en días anteriores; fueron detenidos cuando presuntamente se ‘drogaban’ en vía pública.


Los tres detenidos se encontraban rodeados por al menos 200 personas quienes intentaban lincharlos; sin embargo, se accionó el protocolo de seguridad y se evitó una masacre igual que la de Acatlán.


El hecho más reciente ocurrió la mañana de este lunes en Acatzingo, donde dos jóvenes fueron detenidos por más de 80 personas sobre la calle 12 Norte y la carretera federal a Xalapa.


Erick Samuel y Jacqueline de 24 y 23 años, respectivamente, eran acusados del robo de una camioneta, la cual habría sido hallada en el municipio de La Esperanza, por lo que tras activar los protocolos fueron puestos a disposición del Ministerio Público para saber si están vinculados con el hecho delictivo; trascendió que el hombre es funcionario público del Ayuntamiento de Ciudad Serdán.