Lunes, 24 de Junio del 2024

“Fue homicidio”, insiste madre de Manu en audiencia del chofer que lo atropelló

Lunes, 26 Noviembre 2018 03:28
“Fue homicidio”, insiste madre de Manu en audiencia del chofer que lo atropelló

En la audiencia inicial de Javier Julio N se ordenó su traslado al penal de San Miguel. El juez de control dijo que no se permiten observaciones subjetivas, por lo que invitó a Luz del Carmen Zenteno a presentar los datos de prueba necesarios para sustentarlo

Carlos Cózatl

@cr_cozatl



"No fue un accidente, fue un homicidio", exclamó la señora Luz del Carmen Zenteno, madre de 'Manu', funcionario municipal y ciclista que perdió la vida en un accidente vial, durante la audiencia inicial en la que el juez de control ordenó el traslado de Javier Julio N, chofer de la unidad, al penal de San Miguel.


Esto a pesar de las deficiencias de la Fiscalía General del Estado (FGE) para sustentar su imputación en contra del microbusero de 19 años de edad, a quien se le señala por su presunta responsabilidad por los delitos de homicidio culposo y daño en propiedad ajena en agravio de Emmanuel Vara Zenteno.


Cabe señalar que la FGE no presentó como dato de prueba ningún video, a pesar de que existen imágenes de ellos dentro de la carpeta de investigación, además, sólo se basó en la versión de un testigo, de la literalidad de sus palabras el juez dedujo que el chofer nunca intentó darse a la fuga.


Chofer detuvo la marcha: testigo


El pasado viernes se llevó a cabo la audiencia inicial de la causa penal 1750/2018, correspondiente al proceso judicial que sigue la FGE en contra de Javier Julio N de 19 años de edad por su presunta responsabilidad en el homicidio de Emmanuel Vara Zenteno, ex director de Movilidad del Ayuntamiento de Puebla capital, después que fuera arrollado a la altura de la 4 Poniente sobre la 11 Norte cuando circulaba a bordo de su bicicleta el pasado 21 de noviembre.


De acuerdo con la versión de un testigo, el chofer fue el responsable tras cruzarse la calle a pesar de estar en rojo el semáforo ubicado en la 4 Poniente; sin embargo, dijo que el conductor nunca tuvo la intención de darse a la fuga. “Corrí a la 6 Poniente donde se detuvo el chofer”, citó el agente del Ministerio Público, durante el relato de los hechos, según consta la declaración del testigo.


Y aunque la FGE trató de argumentar que el conductor viajaba a exceso de velocidad, el juez encargado del caso solicitó al fiscal no realizar declaraciones subjetivas, ya que no presentó ningún dato de prueba para justificar su aseveración, a pesar de que dentro de las carpeta de investigación existen imágenes de cámaras de seguridad del C5, las cuales nunca fueron detalladas.


"No fue un accidente, fue un homicidio", madre de ciclista


La audiencia inicial estuvo rodeada de varios contratiempos, el primero de ellos por la falta de conocimiento del sistema de justicia acusatorio penal por parte del asesor jurídico de la familia, quien señaló no conocer la carpeta de investigación a pesar de que ya se había calificado de legal la detención de Javier Julio N.


Además en al menos tres ocasiones la madre de la víctima pidió la voz, por lo que el juez recomendó a la misma intervenir siempre y cuando hubiera una justificación, pues no se pueden permitir observaciones subjetivas, por lo que la invitó a presentar todos los datos de prueba necesarios para que los dichos fueran sustentados.


“No fue un accidente, debe ser considerado un asesinato… Yo pido justicia, faltan muchos puntos para tomarse en cuenta, no sólo es la vida de mi hijo, es la de muchos”, dijo la madre, minutos después de haber derramado algunas lágrimas tras escuchar las condiciones en las que murió su hijo.


Chofer fue trasladado a San Miguel


Aunque el juzgador aseguró que la exposición de la FGE fue deficiente para determinar imponer la medida de prisión necesaria, luego de que fuera imputado por los delitos de daño a propiedad ajena y de homicidio culposo, debido a que no justificó su petición, al señalarlo como un riesgo para la comunidad, el juez de control señaló que existen motivos para creer que el chofer pudiera sustraerse de la acción penal.


Esto debido a que la pena máxima de la condena por homicidio culposo es de 15 años de prisión, por lo que consideró que la prisión preventiva era la única forma para que compareciera; a pesar de que la defensa señaló que existen medidas cautelares menos lesivas para imponer como una garantía económica, la restricción de abandonar el estado y una firma periódica.


Por tanto, el joven de 19 años fue trasladado al penal de San Miguel, donde permanecerá hasta su próxima audiencia que se llevará a cabo pronto.