Domingo, 17 de Noviembre del 2019
Lunes, 14 Octubre 2019 02:45

Barbosa salvó a unos alcaldes y a otros los hundió

Barbosa salvó a unos alcaldes y a otros los hundió Escrito Por :   Arturo Rueda

En Teziutlán instó a Carlos Peredo a denunciar al ex alcalde Toño Vázquez en la Fiscalía Anticorrupción, y en Huachinango, a Gustavo Vargas a hacer lo mismo con el ex presidente municipal Gabriel Alvarado, gran pillo de la región y esposo de la diputada Liliana también conocida como la “roba ataúdes”


 

A reserva de lo que ocurra hoy, Felipe Patjane es el alcalde al que peor le ha ido en la tanda de informes de gobierno a los que ha concurrido el gobernador como invitado especial. Se lo merece, pues en vez de gobernar la segunda ciudad más importante del estado, se dedicó a romancear y conseguir prometida.

 

A Barbosa nadie le platica cómo le va a los ediles pues se dio tiempo para acudir a los informes de las principales ciudades del estado, sin importar si son emanados de Morena pues él es gobernador de todo Puebla. Lo mismo fue a ver el desbarajuste de Patjane, que con ediles exitosos que no son de la 4T como el de Teziutlán, Carlos Peredo, y Tepeaca, Sergio Salomón.

 

En casi todos los informes, la actitud de Barbosa fue institucional y este es un pequeño repaso de los alcaldes a los que hundió con sus críticas, a los que rescató con sus elogios y a los que instruyó a presentar denuncias penales contra los ex presidentes.

 

En la primera tanda acudió a Amozoc, Xochitlán Todos Santos, Tecamachalco y Tepeaca el 3 de octubre. En esa tanda, le fue muy bien a Sergio Salón Céspedes de Tepeaca, a quien elogió fuerte. El gobernador le prometió dos obras, un bulevar y un Centro de Convenciones. Le fue muy bien.

 

En Amozoc regañó a los regidores del Ayuntamiento de Mario de la Rosa, a quienes les pidió colaborar con el alcalde, a quien le dio su apoyo y a cambio ofreció la construcción de un Centro Escolar. La peor de la tanda fue la química Marisol Cruz de Tecamachalco, rebasada por todos lados y que dos veces ha estado a punto de ser linchada, pero Barbosa le tendió la mano al ofrecerle mayor colaboración en seguridad pública.

 

El 7 de octubre, el gobernador fue a Tepexi. A la alcaldesa Alondra Méndez Betancourt le anunció la gestión de una licencia colectiva para las armas de los policías municipales.

 

En Teziutlán instó a Carlos Peredo a denunciar al ex alcalde Toño Vázquez en la Fiscalía Anticorrupción, y en Huachinango a Gustavo Vargas a hacer lo mismo con el ex presidente municipal Gabriel Alvarado, gran pillo de la región y esposo de la diputada Liliana también conocida como la “roba ataúdes”.

 

Por cierto, a Vargas en Huachinango lo acompañó gran audiencia, empezando por el gobernador que elogió su trabajo, así como la dirigente nacional de Morena, Yedickol Polevsky.

 

En Huejotzingo, donde poco había que decir a favor de la alcaldesa, el gobernador Barbosa se metió en camisa de once varas al hablar de la justicia divina, lo que detonó un escandalito para las buenas conciencias pero no pasó a más. Eso salvó a la presidente de un informe en el que no dijo nada de nada.

 

A las que sí les fue muy bien fue a Lupita Daniel en Cuautlancingo y a la siempre echada para adelante Norma Layón en San Martín Texmelucan. A la primera le alzó la mano y luego le prometió la construcción de un hospital en la zona. A Layón la instruyó a presentar denuncias penales contra la empresa Infraenergía de conocido diputado local. “no denuncias en contraloría por favor, denuncias penales contra la bola de rateros que estaban en la administración anterior, se quejan de los gobiernos anteriores, pues denúncienlos”.

 

Ayer domingo tocó a Ajalpan donde a Nacho Salvador le fue muy bien, Ciudad Serdán, donde también pidió denunciar penalmente al ex presidente municipal, y cerró con el malogrado Patjane, decepción de decepciones. El gobernador siente mucho a la ciudad donde vivió tantos años, donde tiene su hogar personal y donde hizo carrera como litigante. Su identidad es de tehuacanero y seguro le duele ver el municipio de donde es oriundo en ese estado con tan mal presidente.

 

Por la regañiza en público, Felipe Patjane merece la designación del peor presidente municipal emanado de Morena. De perfil empresarial, ganador con una abultada votación, el alcalde de la segunda ciudad más importante del estado usó el cargo para “noviar” y comprometerse en matrimonio con una de sus funcionarias. Aunque es una buena noticia en lo personal, Patjane le ha dedicado más tiempo al romance con la directora de Cultura y Turismo de esa ciudad.

 

A diferencia de Moreno Valle que acudía sólo a donde gobernaban sus cuates, Barbosa se dio el tiempo de recorrer todo el estado para acompañar presidentes municipales de todas las expresiones políticas y de todo el estado.

 

Cierra su recorrido con Claudia Rivera, a quien acompañará en el Cabildo pero no el acto fastuoso del Teatro de la Ciudad. Y luego se va con Luis Alberto Arriaga a San Pedro, Karina Pérez y su desastre andando en San Andrés y cerrará con Guillermo Velázquez en Atlixco, el único orgullo del PAN.

 

comments powered by Disqus

archivo historico