Saturday, 08 de August de 2020

Indicador Político
A la memoria del general Guillermo Serrano Moreno, ejemplo de lealtad, disciplina y amor a México
Sin posibilidad de atender la fractura que dejó la derrota electoral presidencial del 2012, el PAN decidió trasladar el conflicto a la elección de dirección política y no pudo impedir que al proceso interno se colara su papel como oposición en el debate sobre las reformas.
La crisis y el fracaso sucesivo en las propuestas de reorganización fiscal desde la Convención Nacional Hacendaria de 2004 le ha aportado a los legisladores y partidos políticos la justificación para sentarse a analizar las reformas a partir de la teoría del huevo o la gallina.
Los legisladores todavía no alcanzan a entender la crisis mexicana, aunque a veces se lucen con reformas que tampoco comprenden a cabalidad.
A Juan Carlos, en sus 30, la edad de las realizaciones
En una de las etapas más importantes de la reconstrucción del modelo de desarrollo con las reformas estructurales, la gran ausencia política es la del PRI. Si el Pacto por México le dio espacio para negociación de agendas legislativas, como partido es hoy “realmente inexistente”.
El conflicto magisterial finalmente escaló una fase más y se convirtió en un problema de hegemonía política del Estado:
La crisis educativa detonada por la Sección XXII de Oaxaca y la organización de un frente nacional de antisistémica exhibe la situación magisterial en Oaxaca como laboratorio de la creación de nuevos escenarios sociales de lucha política: desde el alzamiento hasta la insurrección, fuera de los espacios legales.
El gobernador oaxaqueño Gabino Cué Monteagudo se ha convertido en un problema político nacional. La falta de decisión para resolver el problema magisterial de la Sección XXII del SNTE se convirtió en foco de inestabilidad en el DF y en otras entidades de la república y en la política del gobierno federal.
Llegado a los Estados Unidos en los ochenta procedente de Hawai, hecho senador sin pasar por las redes de poder y ajeno a las instituciones políticas que dominan y definen las estructuras de gobierno, el presidente Barack Obama ha definido una revolución neopopulista en el corazón del capitalismo.
Derrotada en su lucha contra la reforma educativa que paradójicamente obliga a los maestros a dar clases, la Sección XXII de Oaxaca hizo dos anuncios reveladores de sus acciones de corto plazo:
Acorralado por el peso de la ley ante su decisión arbitraria y personal de desacatar un amparo, López Obrador acusó en el 2005 a Vicente Fox de “traidor a la democracia”. Ahora vuelve a las andadas acusando a todos de traidores.
En la lógica del niño caprichudo que estableció José Ortega y Gasset para algunos líderes, la crisis de su liderazgo ha hecho aflorar en Andrés Manuel López Obrador el agitador social del 2006: como fracasó su oposición energética, anunció la desobediencia civil que incluiría un nuevo plantón en el DF como el del 2006.
Dominados por el radicalismo, los duros de la CNTE y de la Sección XXII de Oaxaca salieron derrotados de la lucha de este año. Y por su intolerancia, además quedaron fuera del espectro centro-izquierda del país.
La caracterización de las bandas autodenominadas anarquistas debe ir más a fondo: se trata de grupos y sectores desclasados --el lumpemproletariado-- creados para el choque y que siempre terminan por hacerle el juego a la derecha.
Rumbo a la fecha simbólica del medio siglo, el movimiento estudiantil del 68 se extravió en el fracaso de sus dirigentes y herederos para cambiar el rumbo del país. La marcha de celebración de este año ya no pudo llegar al mítico zócalo del DF que fue una de sus conquistas porque la policía tuvo que resguardar la zona ante las amenazas de violencia irracional.