Domingo, 05 de Abril del 2020

Exploración de la nueva pirámide de Amalucan duraría hasta 50 años

Viernes, 29 Junio 2018 02:03
Exploración de la nueva pirámide de Amalucan duraría hasta 50 años

Las obras de exploración de los vestigios de la pirámide del Cerro de Amalucan podrían durar hasta 50 años, dependiendo del proyecto que lleve a cabo el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), revelaron a CAMBIO peritos de la dependencia, tras un recorrido realizado en la zona donde se encontraron los restos.

David Meléndez / @dav_ms6



Las obras de exploración de los vestigios de la pirámide del Cerro de Amalucan podrían durar hasta 50 años, dependiendo del proyecto que lleve a cabo el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH). Cabe recordar que estas edificaciones fueron descubiertas mientras se construían unas escaleras de paso.


En recorrido realizado por CAMBIO en la zona donde se encontraron los restos arqueológicos, se observó que la estructura de los vestigios consiste en una pared de la cual descienden una serie de escalones.


Fuentes al interior del INAH informaron a esta casa editorial que aún no se ha determinado cuál será el alcance de los trabajos de exploración, dado que se tienen que valorar las condiciones actuales de los restos.


Esto a consecuencia de que se deben manejar con demasiado cuidado, debido a que tienen una antigüedad cercana a los mil 200 años a.C y pueden llegar a ser sensibles a las condiciones climatológicas.


¿Cómo descubrieron la pirámide?


El descubrimiento se realizó mientras se llevaban a cabo las excavaciones para construir unas escaleras que recorrerían el punto más alto del cerro hasta el suelo.


Sin embargo, los trabajadores encontraron un grupo de piedras y la obra se detuvo, dado que la arqueóloga de la construcción identificó su antigüedad, lo cual provocó que el proyecto se modificara para no dañar la arquitectura prehispánica.


En su edición de este jueves, CAMBIO dio a conocer que las obras del Parque de Amalucan serían modificadas a fin de preservar la pirámide y el túnel subterráneo que fue encontrado, según las investigaciones del presidente del Consejo de la Crónica de Puebla, Sergio Vergara Berdejo.


Primeros descubrimientos son difíciles de hallar


Entre los vestigios que se encontraron se encuentra un recubrimiento de estuco, el cual suele ser una mezcla de cal, pigmentos y piedra caliza en la parte superior de la pared, que es muy difícil de encontrar entre los monumentos prehispánicos.


Debido a los avances prematuros de la exploración aún no es posible identificar a qué cultura pertenecen los vestigios hallados, sin embargo, en el Valle de Puebla-Tlaxcala habitó la cultura Olmeca-Xicalanca.


Sin embargo, debido a los diseños y materiales empleados en su construcción se pueden determinar características diferentes a las de otras zonas arqueológicas de Puebla.


Asimismo, se tiene un primer conocimiento de que la estructura piramidal fungió como un centro habitacional-religioso.


Activistas dicen que hallazgos no son novedosos


En marzo de este año el grupo activista ‘Matlalcueitl Alseseca’ informó sobre el descubrimiento de vasijas y restos óseos durante la excavación para la construcción del parque.


En su momento los activistas solicitaron a las autoridades que destinaran recursos para realizar una investigación más a fondo de la zona.


Además de la pirámide también fue encontrado un túnel que conecta al cerro con el Centro Histórico de la ciudad, por lo que se suma a los pasajes subterráneos conocidos como Los Secretos de Puebla.


El pasado lunes el gobernador del estado, Antonio Gali Fayad, reveló la existencia de una pirámide en el Cerro de Amalucan, por lo que se espera que en los próximos días se den a conocer mayores detalles debido a la veda electoral.