Domingo, 22 de Septiembre del 2019
Tiempos de Nigromante

No podemos saber con certeza de su manejo de impuestos, pues en sus declaraciones 3de3 sólo entregó las líneas de captura, pero no la totalidad de sus declaraciones anuales 2015, 2016 y 2017. ¿Qué tipo de deducciones hizo para que, en dos años, por ingresos totales por 10 millones 400 mil pesos, solamente pagara 64 mil pesos? Al defraudar al fisco, Cárdenas le roba a todos los mexicanos, y le quita dinero al Estado para cumplir sus obligaciones.

Hay mucha presión sobre Rivera Vivanco y su inexperta titular de la SSPTM, pero hay muy poca sobre la Fiscalía General del Estado, y sobre Héctor Sánchez, los magistrados y los jueces del Poder Judicial del Estado. Ahí hay mucha culpabilidad. Mucha. Y nadie señala en esa dirección. Los runners de Puebla han reaccionado a la muerte de Anita Munguía. El próximo domingo, en la Simi Carrera, piden llevar una playera negra, un listón, en su memoria.

Pero los ciudadanos no nos quedamos atrás en las culpas. En vez de exigir una mejora al transporte público, nos pusimos a comprar coches. El padrón vehicular creció casi 40 por ciento desde 2015, y ahora ahogan la capital casi 500 mil vehículos de servicio privado, más los que tienen placas foráneas, más del transporte público, según una investigación de CAMBIO. En total, deben circular alrededor de 700 mil vehículos. ¿En serio? ¿700 mil vehículos circulando en la capital para 1.8 millones de habitantes? ¿Un vehículo por cada 2.5 habitantes?

El problema de fondo no es que la licitación esté dirigida para Total Play, tampoco que el Ayuntamiento de Claudia Rivera vaya a pagar 50 millones por lo que antes pagaba 10, ni siquiera que Lourdes Rosales y Magdalena Parra traicionen los principios de la 4T para beneficiar a sus amigos Roberto Esquivel Ruiseco, Rodrigo Gallegos y Marco Román de Rigthsources Sollution para enriquecerse todos con un programa noble, dirigido a proteger a los poblanos

Quien conoce de inmuebles, sabe que es más caro y complejo restaurar esas casonas del siglo XVII que levantar una edificación nueva. ¿Cuánto se gastó Cárdenas para que el predio “volviera a mostrar su esplendor original”? ¿Cuánto cuesta en realidad el ‘hotelito’ del doctor? Y lo más importante: ¿de dónde salió el chingado dinero, primero para comprarlo, luego para restaurarlo?

El círculo vicioso en el que pronto puede meterse AMLO es el peor imaginable: inseguridad + recesión económica. Los proyectos de reactivación no tienen pies ni cabeza, como el aeropuerto de Santa Lucía y el Tren Maya, pero ayer sumó la refinería de Dos Bocas tras conocerse que canceló la licitación con empresas internacionales dados los costos y tiempos de construcción, con lo que PEMEX y SENER se harán cargo de la obra

Según el boletín de la SEP, la agresión ocurrió alrededor del mediodía, durante el receso. ‘Andrea Cúter’, como nombraremos a la agresora, confrontó a dos de sus compañeras. Armada, les hizo cortes, a una en el brazo, a otra en la cara. La dirección del Centro Escolar ‘Morelos’ trató de manejar las cosas internamente, pero una de las agredidas dio aviso a sus padres, quienes de inmediato llegaron al plantel con las policías Estatal y Municipal.

Arrinconado por la prensa, Cárdenas aceptó que Indatcom sí trabaja en su campaña. Y pues no habría delito, excepto ¡oh sorpresa! Que no hay registro de pagos a esa empresa en los reportes de fiscalización del INE, según publica este día CAMBIO. El que Cárdenas acepte que Indatcom trabaja en su campaña, pero no existen pagos registrados, comprueba que alguien más le paga a la empresa de Rafa Valenzuela

Pienso en los padres que dejaron ir a ‘Santi’ con su abuelo, y horas más tarde recibieron un cadáver. Pienso en el abuelo que vio cómo su nieto se moría entre sus brazos. Pienso que ni los padres ni el abuelo lo van a superar nunca, y el dolor y la culpa los harán trizas. Pienso que la Fiscalía no va a dar con los culpables y será otra muerte impune, como otro robo impune, como otro feminicidio impune.

Cárdenas es un académico que le habla al pueblo, y el pueblo no entiende nada para desesperación del académico que no entiende por qué el populus no lo adora ni lo ve como el salvador que viene a liberarlos de las cadenas. El viejo paradigma elitista de Platón de los filósofos-reyes, en el que los hombres más preparados son los más capacitados para gobernar, en oposición a aquellos hombres de poder que se preparan académicamente

No hay que ser muy inteligente para adivinar que la caída de Sánchez Sánchez, si no es inminente, se dará después de que Luis Miguel Barbosa gane la elección de gobernador. No tiene más crédito político, y aunque podrá mantener la magistratura, políticamente es inviable que retenga la presidencia, sobre todo en la oleada de reformas que prevé hacer el próximo gobernador.

Llegamos al punto en que la directora general de Conacyt, Elena Buylla, así como la Junta de Honor, tendrían que tomar el caso del candidato Cárdenas para determinar si existe una falta ética al Sistema, si se trata de una violación legal sin mayores consecuencias, o si debe suspendérsele la beca de forma definitiva y obligar al académico a devolver los montos que no devengó como investigar por andar de candidato.

Cárdenas Sánchez miente. Así de claro. Fue pillado en una falta de ética, de integridad, que eventualmente podría ser denunciada ante la Junta de Honor del Conacyt y una de las sanciones posibles sería su expulsión del SNI, la cancelación de la beca, y si se ponen estrictos, podrían presentar una denuncia penal por el delito de abuso de autoridad.

En total, el académico Enrique Cárdenas Sánchez recibe poco menos de 40 mil pesos mensuales por pertenecer al Sistema Nacional de Investigadores (SNI), dinero que proviene del erario. Dinero de todos los mexicanos. Dinero que, un mexicano promedio, no ve al mes.  ¿Y los mexicanos le damos ese dinero a Cárdenas para investigar, hacer academia, o para andar haciendo campaña por la gubernatura y dedicarse a temas político-electorales?

En Barbosa ganó la madurez y no la soberbia. Bien pudo esperar la victoria en el Tribunal Electoral y ya nunca sentarse con Armenta. Dejar el conflicto abierto, pues de todas maneras el resentimiento del senador con licencia no ponía en riesgo la victoria. Después, ya sentado en la silla del gobernador, podría maniobrar la expulsión del ex priista. Pero lo cierto es que en la vida, y en la política, la soberbia es siempre el primer componente de la pendejez.

Así que el error histórico de la candidatura de Jiménez Merino es de Claudia Ruiz Massieu, quien nunca calculó el peso de la variable Marín, pese a que el Comité de Derechos Humanos de la ONU, desde 2018, había ordenado la reparación del daño al Estado Mexicano, así como la reapertura del expediente penal por la tortura que sufrió la periodista Lydia Cacho

  • LO MÁS LEÍDO

  • Regionales: Minuto a Minuto

  • archivo historico